sábado, 22 de marzo de 2014

DOCTRINA DE BAUTIZO PARTE 2

La Iglesia primitiva se compromete con la Gran Comisión. 
Cuando vamos al libro de Hechos vemos la responsabilidad y seriedad con que la iglesia primitiva tomó la orden de
Llevar el evangelio a todo el mundo. En Hechos 1:8.

5. Llevareis este mensaje a todos los confines del mundo. 
Una vez más vemos el énfasis que pone Jesús en las palabras a sus discípulos para llevar el  evangelio a todos los confines del mundo.
Por consiguiente el Espíritu Santo ha sido enviado para ayudar a los seguidores de Jesús a completar la Gran Comisión. 

El libro de Hechos narra cómo los discípulos predicaron en todo Jerusalén, y vemos como fueron amedrantados:
Hechos 5:28-29.

Los Apóstoles son acusados por el Gran Sacerdote, cuando dice ' Y ahora habéis llenado a Jerusalén de vuestra doctrina’. Sin embargo, puedes notar también a través del evangelio que los discípulos no se quedaron tan solo en Jerusalén sino que van predicando en todo el mundo, cuando los discípulos van tan lejos como Tesalónica, vemos como se les opusieron los judíos,  Hechos 17:6,  Hechos 19:10.

Hacer discípulos para el fortalecimiento de la iglesia
Sin producir discípulos de Jesús, una Congregación no tiene
futuro.
Los discípulos, conforme aprenden, se van integrando al servicio de Dios.
La iglesia no estará lista para seguir caminando incluso hay riesgo de desaparecer.  No es posible que los discípulos sigamos creyendo que somos indispensables para el Señor; recordemos que los discípulos sólo somos siervos, colaboradores.
1 Corintios 3:9-13. 2 Timoteo 2:1-3.

TIPOS DE DOCTRINA
DOCTRINA DE HOMBRES.
Cuando la enseñanza se enfoca en los rituales O tradiciones
dejando de lado las normas y Leyes de Dios en cuanto a lo espiritual.
Dios no se agrada de lo que asemos.
MATEO 15: 8,9.

Nuestro corazón está lejos de Dios
ISAIAS 29:13 MARCOS 7:6-16
PORQUE QUEBRANTAIS el mandamiento. MATEO 15:3,6,9

DOCTRINA EXTRAÑA
Cuando la enseñanza se sale del enfoque espiritual con historias, y fabulas de hombres así desviando el tema principal del consejo bíblico.
1ºtimoteo 1:3-6. Santiago 3:13-16.
Afirmemos el corazón con la gracia HEBREOS 13:9.

DOCTRINA DE DEMONIOS
ya no enseñan a vivir por fe, Y prohíben ciertas cosas que no están escritas en la biblia.
1ºTIMOTEO 4:1-3
Normas que prohíben 1ºCORINTIOS 9:5
PEDRO ERA CASADO  MATEO 8:14
EL HOMBRE NO DEBE ESTAR SOLO GENESIS 2:18
Hombres que se hacen  pasar por  cristo  JUDAS 3,4
La virgen no es la mediadora 1ºTIMOTEO 2:4-5   HEBREOS 4:11-12
REQUISITOS PARA SER OBISPO 1ºTIMOTEO 3:2
No harás imágenes ni te inclinaras a ellas EXODO 20:4-6

SANA DOCTRINA
LOS QUE AMAMOS A DIOS VIVIMOS PARA ÉL
Ahora pues oye los estatutos. DEUTERONOMIO 4:1,2.
Exodo 20:2,17
El gran mandamiento. Deuteronomio 6:1,9
El primer mandamiento de todos. Marcos 12:29-31
Al señor tu Dios adoraras. Mateo 4:10
Glorificad a Dios. 1ºcorintios 6:20
Cantadle a Jehová. Salmos 33:1-4
Teme a Dios y guarda sus mandamientos. Eclesiastés
12:13,14
No enseñes otra cosa. 1ºtimoteo 6:3-5
No quites ni añadas a las palabras. Apocalipsis 22:18-21
No rechaces la gracia de Dios. Hebreos 12:12-29 hebreos 3:11-19; 4:1

GRACIAS DOY A JESUCRISTO MI SEÑOR POR PERMITIRME COMPRENDER SU PALABRA.
DEBEMOS LLEVAR UNA VIDA DEVOCIONAL
Es indispensable que nos alimentemos diariamente con la palabra de Dios, y vivir una vida en comunión con Dios para ser fortalecidos en nuestra nueva vida.
Deuteronomio. 17:19-20. 1ª Timoteo 4:13,15-16. Hebreos 10:25. Colosenses 3:16.

8. Soy un Santo. “soy un apartado para Dios”
Después del bautizo Dios me limpia de todo pecado, y me aparta para que sea suyo. Y viva para él.   
Efesios. 1:1.1Corintios 1:2. Filipenses. 1:1
Fui escogido en Cristo antes de la fundación del mundo para ser santo y sin mancha delante de Él
(Efesios. 1:4-5).

Con esto, hermanos, damos por terminada la serie Verdaderos Discípulos.  Le animamos a llevar todas estas enseñanzas a la práctica para llegar realmente a ser discípulos de nuestro Señor Jesucristo.

Cuantos quieren ser Sinceramente discípulos de calidad y fieles al Señor, pídele  la gracia para seguir adelante. A nuestra meta, que es llegar a ser semejantes a Jesús.

JESUS ES: ¡Dios! - El Único y Verdadero
“No hay nadie como tú....” – Miqueas, Moisés….
“Hijitos, guardaos de los ídolos.” 1 Juan 5:21

Nuestra Meta es Conocer Mejor - ¡Como es Nuestro Dios!
Cuales son los conceptos erróneos que tenemos de
 Dios
Cuales son sus Atributos o (Características)
¡Prepárate! No hay nadie como la Persona que te presentamos en esta lección.

Su amor tierno ha suavizado los corazones más endurecidos, y su majestad ha humillado el orgullo desenfrenado de los reyes de la tierra.
¡Dios! No hay nadie como él.
 El conocerle es explorar un nuevo mundo, lleno de misterio, maravilla, y hermosura. Es la aventura de la vida.
¡Tenga cuidado! Después de saborear un poco de él, la búsqueda se vuelve una obsesión gloriosa, una adicción saludable.

¡Querrás más!
AMÁRRATE BIEN EL CINTURÓN, Y NOS ZARPAMOS A LAS AGUAS PROFUNDAS PARA CONOCER MEJOR A ¡DIOS!

QUIEN ES DIOS.
Dios es el creador de los cielos y de la tierra.
Génesis 1:1. En el principio creó Dios los cielos y la tierra.
Salmos 100:3.   -Nehemías 9:6.
Colosenses 1:16. Porque en él fueron creadas todas las
cosas, las que hay en los cielos y las que hay en la tierra, visibles e invisibles; sean tronos, sean dominios, sean principados, sean potestades; todo fue creado por medio de él y para él.
Romanos 11:36. Isaías 42:5.  Salmos 8:3-9.

¿QUIÉN HIZO A DIOS?
Él es un ser que ha existido por sí mismo desde siempre.
Colosenses 1:17. Y él es antes de todas las cosas, y todas las cosas en él subsisten;
Apocalipsis 1:8.  -Apocalipsis 22:13.

¿QUÉ ES DIOS?
ÉL ES ESPÍRITU: no tiene facciones ni
Características descriptivas, es  invisible, inmortal, impartido, incorpóreo, y sin limitaciones.
Y solo se percibe por el espíritu, y nunca por los sentidos corporales. Ya que él es un ser inmaterial.
San juan 4:24. Dios es Espíritu; y los que le adoran, es necesario que adoren. En espíritu y en verdad.
1ª Samuel 10:6 -2ª Corintios 3:17.
1ª Timoteo 1:17. 1ªTimoteo 6:16. Génesis 1:2.  Job 33:4.  Salmos 51:11.  Salmos 143:10.  Proverbios 1:23.  Ezequiel 37:14.
1ª Samuel 10:6.  2ª Samuel23:2.
Jun 14:26.  Jun 15:16.  Juan 16:13.

¿DÓNDE HABITA DIOS?
Él lo llena todo y habita en cada una de las cosas existentes creadas por él.
Hechos 17:24-25. El Dios que hizo el mundo y
todas las cosas que en él hay, siendo Señor del cielo y de la tierra, no habita en templos hechos por manos humanas, ni es honrado por manos de hombres, como si necesitase de algo; pues él es quien da a todos vida y aliento y todas las cosas.
Deuteronomio 32:39.  -ISAIAS 66:1-2 .
1º corintios 3:16-17. 

¿CUÁNTOS  DIOSES HAY?
Dios es uno y único. No hay otro dios sino el, no conoce otro semejante a él.
Deuteronomio 4:39. 2ª Samuel 7:22. Deuteronomio 6:4-5. Salmos 8:3-9. Isaías 44:6,8. Malaquías 2:10. Juan 10:30.
1ª Corintios 8:6. Judas 1:25.
                                                 
LOS ATRIBUTOS DE DIOS.
Son las cualidades que destacan como es Dios,
hay cualidades de poder, y cualidades de carácter.
Las cualidades de poder son:
Que Dios es: omnipotente, omnisciente, omnipresente.

OMNIPOTENTE: la omnipotencia de Dios nos muestra que él
 es todo poderoso, tiene poder infinito para crear sin límites.
Él no necesita de mucho esfuerzo para hacer que acontezca  cualquier cosa, basta con declararlo con su voz y todo es creado o destruido.
Isaías 40:12-31. ¿Quién midió las aguas con el hueco de su mano y los cielos con su palmo, con tres dedos juntó el polvo de la tierra, y pesó los montes con balanza y con pesas los collados?
Nahúm 1:5-6. Génesis 18:10-14. Génesis 21:1-3.  Job 33:4. 2ª Corintios 4:6.
Hebreos 1:3.

OMNISCIENTE:
La omnisciencia de Dios nos deja ver que él es perfecto en conocimiento del pasado presente y futuro.
Y por eso él puede escudriñar nuestro corazón, y conocer nuestros más ocultos pensamientos, sean buenos o sean malos.
No hay nada que él no sepa, Dios sabe lo que hemos de hacer ser, y lo que no hemos de hacer, y ser.

Hebreos 4:13. Y no hay cosa creada que no sea manifiesta en su presencia; antes bien todas las cosas están desnudas y abiertas a los ojos de aquel a quien tenemos que dar cuenta.
Salmos 94.11-14. Salmos 139:1-4,23-24. 
1ª  Juan 3:20. Proverbios 15:3.
Proverbios 5:21. Salmos 139:1-6,13,23-24.
Salmos 44:20-21.  Job 42:2-5.
Hechos 15:8-9,17-18. 1ª Corintios 3:20-21.  2ª Timoteo 2:19.  1ª Juan 3:20.

OMNIPRESENTE.
Esto quiere decir la omnipresencia de Dios le permite estar en todas partes al mismo tiempo.
Dios nos ve y nos oye en todo lugar y en todo momento, y aunque esta en todo lugar está por encima de todos y de todos, pues él lo llena todo.
Salmos 139:7-17.
¿A dónde me iré de tu Espíritu?
¿Y a dónde huiré de tu presencia?
Si subiere a los cielos, allí estás tú; Y si en el Seol hiciere mi estrado, he aquí, allí tú estás.
Deuteronomio 4:39. (1º Reyes. 8:27).
Salmos 139:4-10,13,15-16,23-24.
Proverbios 5:21. Proverbios 15:3.
Hebreos 4:13.  Jeremías 23:24.

CUALIDADES DEL CARÁCTER DE DIOS.
Nos permiten conocer a Dios en cuanto a su forma de ser en carácter y autoridad.

DIOS ES AMOR:
Su amor es muy diferente al amor humano. El  amor de Dios es incondicional y no se basa en sentimientos o emociones.
Él nos ama no porque seamos fáciles de amar o porque lo hagamos sentir bien simplemente nos ama porque él amor.
Él nos creó para tener una relación amorosa con él.
Y sacrifico a su propio hijo que también estuvo dispuesto a morir por nosotros para restaurar esa relación.
Su amor lo hace santo, justo, misericordioso bueno, bondadoso, y siempre está dispuesto a perdonar, él solo busca nuestro bienestar.
1ª Corintios 13:4-8.   -Jeremías 31:3.
1ª Juan 4:7-10.  -Génesis 1:1-31. Génesis 2:1-3
1ª  Juan 3:1.  -1ª Juan. 4:9-11.  -Juan 3:16.
Romanos 5:8.

CUALIDADES MORALES. Se refieren a sus cualidades de justicia o principios.

DIOS ES SANTO: Él no puede pecar ni tolerar el
Pecado. Es separado totalmente de toda tiniebla.
Santidad = apartado del mal requiere de esfuerzo continuo.
Y la Santidad trae como resultado la Justicia.
Isaías. 6:3.
1ª Pedro. 1:15-16.

DIOS ES JUSTO:
Justo = ser recto, integro, Esto es santidad en acción la justicia de Dios demuestra que él se mantiene equilibrado, por esto mismo él  tiene que corregir el pecado. Y sabe dar el pago a cada quien según nuestros actos sin inclinarse a tener preferencia por unos más que otros.
La justicia de Dios, objetivamente, es la misma para todos, y nadie puede hacer ostentación de mérito alguno por tenerla. Si aquí hay 300 personas, y si hay creyentes de 30 años, y otros de un mes, todos tienen la misma justicia imputada, la misma justicia que es regalo de Dios.
Romanos 2:11,13.

DIOS ES RECTO.
Tal y como una persona que te permite conocer sus pensamientos y sentimientos, Dios nos habla claramente sobre sí mismo, con la posible diferencia de que Él siempre es honesto.
Todo lo que Él dice sobre sí mismo, o sobre nosotros, es información fiable.
Salmos 19:7-9.

JUSTICIA INFINITA DE DIOS
Dios premia todo lo bueno y castiga todos los malos actos.

EL DILUVIO.
Génesis. 6: 5-8.  -(Mateo. 5: 45). 

DIOS ES MISERICORDIOSO.
La misericordia de Dios es su compasión por nosotros y nos da muchas oportunidades de corregirnos.

“sin misericordia, la justicia sería implacable y todos los hombres estaríamos perdidos;
 Sin justicia, la misericordia sería una facilidad culpable hacia el pecado, y el universo se hundiría en el desorden.
En su misericordia, Dios ha tenido compasión del pecador, pero en su justicia le salva solamente quitando de sobre él, su pecado”
Lamentaciones. 3:22-23.

DIOS ES PIADOSO:
Nuestro Dios es compasivo con nosotros y perdonador a aunque no lo merezcamos siempre se compadece de nuestra condición de humanos débiles y nos está dando oportunidades
 para que le obedezcamos.
Salmos 25:6.  Salmos 51:1.


DIOS ES PERDONADOR.
Nosotros pecamos. Tendemos a hacer las cosas a nuestra
manera en vez de a la manera de Dios. Y Él lo ve y lo sabe.
Dios no hace la vista gorda con ese pecado, sino que está preparado para juzgar y condenar ese pecado. Sin embargo, Dios es perdonador y nos perdonará desde el momento en que empecemos una relación con Él.
1ª Juan 1:9.  Isaías 43:25. 

DIOS ES FIEL:
Dios es fiel a sus promesas en cuanto a que premia y cuida a Los que le obedecen, o castigara a los que lo desobedecen.
Deuteronomio 7:9.  2ª Tesalonicenses 3:3.

EL CARÁCTER DE DIOS EN CUANTO A LA DISCIPLINA.

Dios es posesivo. En el sentido que no quiere que nos perdamos.
Es por eso que nos advierte que no quiere que amemos a nadie, ni nada por encima de él. Deuteronomio 5: 6-7
Deuteronomio 5: 8-10. Él es celoso en el sentido que aborrece la idolatría. Para el señor las imágenes o esculturas son un acto de idolatría, porque estamos colocando nuestros
deseos y caprichos por encima de su voluntad.
Esto indica que nos estamos amando más que a él.
Guardad, pues, mucho vuestras almas; pues ninguna figura visteis el día que Jehová habló con vosotros de en medio del fuego;
Deuteronomio 4:15-24.  Deuteronomio 5:8-10.

Dios es estricto en cuanto a disciplina.
Él es santo digno de honor y respeto.
Nuestro Dios vive apartado del mal y esto lo coloca en un estado de honor admiración y respeto.
Deuteronomio 5:11.

Desea que conservemos la santidad y que aprendamos
a Descansar  en él.
Él quiere que nos conservemos apartados de todo lo malo y aprendamos a buscarlo en los momentos difíciles y confiemos en él, para recibir el descanso que solo su Justicia nos puede dar, y sentir la paz y el gozo que trae su Santo Espíritu a nuestro ser interior. Deuteronomio 5:12-15

Quiere proteger y bendecir la familia.
Dios constituyo la familia y si queremos que en el hogar haya armonía debemos poner por obra sus instrucciones y consejos solo así él podrá ayudarnos en los momentos de crisis. Deuteronomio 5:16

Dios es el dador de la vida por eso respeta y honra la vida.
Aunque él es el dueño de la vida no nos quita la vida por infieles y rebeldes que seamos, él nos respeta los años que designo para cada uno.
Y desea que nosotros también cuidemos la vida que él nos dio. Deuteronomio 5:17.

Es un Dios puro y desea hijos con pureza sexual.
Nuestro Dios no quiere que deshonremos nuestros cuerpos, él quiere que aprendamos a valorarnos y que no expongamos nuestros cuerpos a la Fornicación, ni a la lascivia.
Porque esto nos aleja de Dios y nos coloca en riego para que
satanás domine nuestros vidas para destruirnos.
Deuteronomio 5:18.

Es bondadoso y disfruta en dar regalos, y que estos regalos no se nos quiten. Nuestro Dios quiere que nos respetemos las cosas que Dios nos da a cada uno. Deuteronomio 5:19.

Nos ama, y es fiel y confiable el 100%.
Nuestro Dios no habla mal de nosotros ni nos traiciona cuando le confiamos nuestros secretos y quiere que también lo hagamos así entre nosotros. Deuteronomio 5: 19.

Él es honesto y conoce la realidad interior de cada corazón Y busca lo mejor para nosotros.
Nuestro Dios siempre está pensando en nuestro bienestar él no busca su propio beneficio sino que nos pone primero a nosotros y así mismo quiere que lo hagamos entre nosotros. Deuteronomio 5:20.


LAS MANIFESTACIONES DE DIOS.
Las manifestaciones más conocidas son:
Como una voz: Dios le hablo a Abraham.
Génesis 12:1. Génesis 15:1.

Como el ángel de Jehová. También en su trato con Abraham Dios se mostró como un ángel.
Génesis 18:22.  Génesis 22:10-12.

Como un varón: Posteriormente se le apareció a Jacob, quien lucho con él. Génesis 32:24.

Desde una zarza. A Moisés se le apareció como una llama de fuego en medio de una zarza.
Éxodo 3:20.

Como una columna de nube y de fuego.
Cuando el pueblo de Israel marchaba por el desierto guiados por Moisés.
Éxodo 13:21-22.

COMO PADRE: Dios se mostró al hombre como Padre en la creación del hombre y en toda su Creación.
Malaquías 2:10.
COMO HIJO: en la redención “o rescate”  del hombre.
JESUS es la manifestación más grande de Dios.
Es Dios manifestado en carne.

La carne es lo que nace, por eso es llamado Hijo; 
Mateo 1:20-21.  Juan 1:14.  Juan 10:30.
Juan 14:10-11.

COMO EL ESPÍRITU SANTO: por medio de su
Espíritu le revelo a los apóstoles la verdad y todo consejo de lo que deben hacer.
Juan 14:16-18.  Juan 15:26.

EL MISTERIO DE LA PIEDAD:
1 Timoteo 3:16.
Dios viniendo al mundo
Juan1:9-11.
¿Cómo respondemos a un Dios Santo y Poderoso, quien sabe todo y está en todos lugares a la misma vez?
 ¿Qué hacemos cuando pensamos en un Dios de amor y misericordia, que habita en “luz inexpresable”?
Solamente hay otra reacción posible.

ADORACIÓN ¡LA ÚNICA REACCIÓN!
Apocalipsis 5:11-13
Apocalipsis 7:12.
Malaquías 2:10. ¿No tenemos todos un mismo padre? ¿No nos
ha creado un mismo Dios? ¿Por qué, pues, nos portamos deslealmente el uno contra el otro, profanando el pacto de nuestros padres?

SEÑALES QUE ANUNCIAN EL REGRESO DE
JESUS
4. ¿Qué señales predijo Jesús? Mateo 24:6-7
5. ¿Qué condiciones sociales prevalecerán? Santiago 5:1-5
6. ¿Cuál será la condición moral de la humanidad?
2 Timoteo 3:1-5
7. ¿Qué ocurrirá con la ciencia? Daniel 12:4
8. ¿Qué señales se verían en los astros?
Mateo 24:29
Si entendiéramos el valor y el significado de las señales de la venida de Cristo, podríamos seguir afirmando su validez sin ninguna vergüenza. Las señales no están dadas para que podamos construir un calendario cronológico de los acontecimientos anteriores a la Segunda Venida de Cristo. Si esto fuera posible, sólo serviría para que muchos de nosotros esperáramos hasta el último minuto posible para prepararnos. Debido a que creemos que tenemos este tipo de calendario, es que podemos permanecer apáticos frente a las señales. (Después de todo, la ley dominical debe promulgarse antes).
Las señales no nos han sido dadas para que nos digan cuánto
tiempo queda antes de que Cristo venga.
Se nos ofrecen para advertirnos de la calidad de los tiempos que estamos viviendo. Esta es la hora final. Los acontecimientos actuales son el tipo de cosas que Jesús dijo que ocurrirían a la hora de su venida. No son como una bomba de tiempo programada para que explote, son como un tigre que se prepara para la primavera. La situación es crítica
a cada momento.
Esto no significa que los acontecimientos de los últimos días no seguirán la secuencia que generalmente se indica; Pero es una arrogancia temeraria que exijamos a Dios que siga nuestro calendario, o que se ajuste con precisión a nuestra comprensión de las cosas. Él claramente nos advirtió que tanto sus promesas como sus amenazas son condicionales.
Si Dios, en su paciente amor por toda la humanidad, viera que después de 140 años la iglesia como institución ya no estuviera cumpliendo con la finalidad para la cual Él la ha creado, y que debería alejarse de ella, ¿podríamos culparlo? Esperamos y oramos para que esto no suceda. Pero los Judíos eran el pueblo elegido de Dios, y la elección iba a durar para siempre. Sin embargo, cuando no cumplieron su propósito, Dios se vio obligado a rechazarlos como sus mensajeros especiales.
Estamos malinterpretando a Dios si creemos que Él va a dejar que todo el mundo siga indefinidamente sufriendo dolor, tristeza y muerte, simplemente porque un grupo de personas son infieles a su misión.
Con seguridad, esto debería ser una advertencia para nosotros. En el gran día final, algunos de nosotros podremos descubrir que hemos ido creciendo como la cizaña, mientras pensábamos que éramos trigo.
Que seamos miembros regulares de la iglesia no significa que tenemos reservado un asiento en el reino de Dios. No todos los que dicen “Señor, Señor” están inscritos en el Libro de la Vida del Cordero.
Así que las señales No son más que la prueba de que todo lo que prometió que sucedería es verdad, así que si estamos viendo el cumplimiento de las señales que él dejo también se cumplirá la de su venida por nosotros los que le estamos esperando.

HAY SEIS (6) COSAS QUE QUIERO QUE SEPAS
1. Todos compareceremos ante el tribunal de Dios. Romanos 14: 10-12 10
2. También los ángeles malos serán juzgados
Judas 6
3. Cada uno responderá por sus acciones
Mateo 12: 36-37 36
Eclesiastés 11: 9
4. El juicio comenzará por la casa de Dios 1 Pedro 4:17
5. La norma del juicio será su palabra el Evangelio Juan 12: 48
Romanos 2:16
6. Es imposible engañar a Dios Gálatas 6:7
SEREMOS JUZGADOS SEGÚN LOS REGISTROS DE DIOS.
En el cielo existen varios libros:
a) En el Libro de la vida
Apocalipsis 20: 12 Y vi a los muertos, grandes y
 pequeños, de pie ante Dios; y los libros fueron abiertos, y otro libro fue abierto, el cual es el libro de la vida; y fueron juzgados los muertos por las cosas que estaban escritas en los libros, según sus obras.

b) En el Libro de la memoria
Malaquías 3:16 Entonces los que temían a Jehová hablaron cada uno a su compañero; y Jehová escuchó y oyó, y fue escrito libro de memoria delante de él para los que temen a Jehová, y para los que piensan en su nombre.

c) En el libro de los pecados
(Isaías 65: 6,7 6 He aquí que escrito está delante de mí; no callaré, sino que recompensaré, y daré el pago en su seno por vuestros pecados, dice Jehová, y por los pecados de vuestros padres juntamente,
La promesa
Juan 14:2-3

2En la casa de mi Padre muchas moradas hay; si así no fuera, yo os lo hubiera dicho; voy, pues, a preparar lugar para vosotros. 3Y si me fuere y os preparare lugar, vendré otra vez, y os tomaré a mí mismo, para que donde yo estoy, vosotros también estéis.
Juan 17:24
Eclesiastés 12: 13- 14 13 El fin de todo el discurso oído es este: Teme a Dios, y guarda sus mandamientos; porque esto es el todo del hombre. 14 Porque Dios traerá toda obra a juicio, juntamente con toda cosa encubierta, sea buena o sea mala.
LOS REGISTROS.
El juicio se hace con ayuda de los registros que hay en el cielo (Apocalipsis 20:12).
LA NORMA DEL JUICIO.

La norma suprema es la santa Ley de Dios Los Diez Mandamientos (Romanos 7:7, Santiago 2:12; Eclesiastés 12:13,14).
También seremos juzgados de acuerdo con las enseñanzas y el Evangelio de Jesús (Juan l2:48; Romanos 2:16).

LA REALIDAD DEL JUICIO

El profeta Daniel vio el dramático momento del comienzo del juicio (Daniel 7:9,10).
Este juicio llamado público, universal, último, es necesario para justificar la Divina Providencia, glorificar a Jesucristo, alegrar a los justos, y confundir a los impíos

EL TIEMPO DEL JUICIO
Daniel, en su profecía del capitulo 8:14 establece que al final del período de 2.300 años “el santuario sería purificado”. El santuario era la casa de culto de los judíos. Una vez al año se realizaba una imponente ceremonia de juicio. Pero la Biblia explica que en el cielo está el verdadero santuario (Hebreos 8:2, 5).
La purificación de este santuario celestial no es otra cosa que el comienzo del juicio investigador, el que comenzó al finalizar Los 2.300 años, o sea en 1844.
EL ABOGADO DEFENSOR
El Señor Jesús desempeña un papel importante en el juicio. El Padre le encomendó la tarea específica de juzgar (Juan 5: 22, 27; Hechos 10:42).
Sin embargo, la tarea más significativa de Jesús es la de
abogado e intercesor.
Daniel relata que estando el juicio en acción, se presenta
nuestro Señor Jesucristo y es llevado ante el Padre (Daniel 7:9,13).
Allí intercede por nosotros (1 Timoteo 2:5; Hebreos 7:25).
El pecador debe acudir confiadamente a Jesús, su abogado (Hebreos 4:16).
Cuando nos hemos arrepentido sinceramente, después de confesar todos nuestros pecados, Jesús se hace cargo de nuestra causa y actúa como eficaz abogado (1 Juan 1: 9; 2:1).
La seguridad para el juicio consiste en apartarse completamente del pecado (Ezequiel 18:20-22,27).
Luego vendrá Jesús y pagará a cada uno según sus obras (Mateo 16: 27).
Pero no habrá ningún problema con aquellos que se han mantenido fieles y firmes hasta el fin (Apocalipsis 2: 10; 3: 5).
Creyendo en Jesús, andando en su luz y confiando plenamente en él, podemos tener la absoluta seguridad de obtener un fallo favorable en el juicio
(1 Juan 1:7 Juan 5: 24).

LOS MANDAMIENTOS EN LA LEY Y EN LA GRACIA
Exodo 20:2-17             Mateo 22:37-40

PRIMER MANDAMIENTO:
LA LEY: yo soy jehová tu Dios, que te saque de la tierra de Egipto, de casa de servidumbre; no tendrás dioses ajenos delante de mí.
Éxodo 20:2-3
GRACIA: vete de mí satanás, porque es cristo estas; al señor
 tu Dios adoraras, y a él solo servirás.
Mateo 4:10.  Lucas 4:8. MARCOS 12:28-30.

SEGUNDO MANDAMIENTO:
LEY: no te harás imagen ni ninguna semejanza de lo que está arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra.
No te inclinaras a ellas, ni las honraras; porque yo soy jehová
tu Dios, fuerte, celoso, que visito la maldad  de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación de3 los que me aborrecen.
Y hago misericordia a millares a los que me aman y guardan mis mandamientos.
Exodo 20:4-6. Deuteronomio 4:15-19 ;27:15

GRACIA: ninguno puede servir a dos señores; porque aborrecerá al uno, y menospreciara al otro.
No podéis servir a Dios y a las riquezas.
Mateo 6:24. Romanos 1:21-23, 28.Hechos 5:29
1 corintios 5:10-13; 10:4-16. 1ª Juan 5:21.

TERCER MANDAMIENTO:
LEY: no tomaras en nombre de jehová tu Dios en vano; porque no dará por inocente Jehová al que tomare su nombre en vano. Exodo 20:7. Levitico 19:12

GRACIA : Además habéis oído que fue dicho a los antiguos: no perjuraras, sino cumplirás al señor tus juramentos.
Mateo 5:33. Santiago 5:12

CUARTO MANDAMIENTO:
LEY: acuérdate del día de reposo para santificarlo.
Seis días trabajaras y harás toda tu obra;
Mas el séptimo día reposo para jehová ti Dios; no hagas en el obra alguna  tú, ni tu hijo, ni tu hija,    ni ti siervo, ni ti criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas.
Porque en seis días hizo Jehová los cielos y la tierra, y el mar, y todas las cosas en ellas hay, y reposo en el séptimo día; por tanto Jehová bendijo el día de reposo y lo santifico.
Exodo 20:8-11.

GRACIA: También les dijo el día de reposo fue hecho por causa del hombre, y no el hombre por causa del día de reposo.
Marcos 2:27-28. Hebreos 3:7-19 ; 4:1-3

QUINTO MANDAMIENTO:
LEY: honra a tu padre y a tu madre, para que tus días se
alarguen en la tierra que Jehová tu Dios te da.
Exodo 20:12. Deuteronomios 27:16

GRACIA: Honra a tu padre y a tu madre que es el primer mandamiento con promesa; para que te valla
 bien y seas de larga vida sobre la tierra.
Efesios 6:2-3. Mateo 10:37; 15:4. Marcos 7:10.

SEXTO MANDAMIENTO:
LEY: No mataras.
Exodo 20:13. Levíticos 19:17-18.

GRACIA: Todo aquel que aborrece a su hermano es homicida; y sabéis que ningún homicida; tiene vida eterna en él.  1ª juan 3:15. Mateo 5:21-22

SEPTIMO MANDAMIENTO:
LEY: No cometerás adulterio.
Exodo 20:14. Exodo 3:15-16.

GRACIA: Oísteis que fue dicho: no cometerás adulterio.
Pero yo os digo que cualquiera que mira a una mujer para codiciarla ya adulterio con ella en su corazón.
Mateo 5:27-28. Marcos 10:11-12

OBTAVO MANDAMIENTO:
LEY: No hurtaras.
Exodo 20:15.

GRACIA: El que hurtaba no hurte mas, sino trabaje, haciendo con sus manos lo que es bueno para que tenga que compartir con el que padece necesidad.
Efesios 4:28. Mateo 19:18. Marcos10:19

NOVENO MANDAMIENTO:
LEY: No hablaras contra tu prójimo falso testimonio.
Exodo 20:16; 23:1-7. Leviticos 19:11,15,16.

GRACIA: Más yo os digo que de toda palabra ociosa que hablen los hombres, de ella  dará cuenta en el día del juicio.
Porque por tus palabras serás justificado, y por tus palabras serás condenado.
Mateo 12:36-37. Marcos 10-19. Apocalipsis 21:8

DECIMO MANDAMIENTO:
LEY: NO codiciaras la casa de tu prójimo no, codiciaras mujer de tu prójimo, ni su siervo, ni su criada,  ni su buey, ni su asno, ni cosa alguna de tu prójimo.
Éxodo 20:17. Deuteronomio 7:25. Habacuc 2:9
GRACIA: Mirad y guardaos de toda avaricia; porque la vida del hombre no consiste en la abundancia de los bienes que posee.
Porque donde esta vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón.
Lucas 12:15,34. Hebreos 13:5. 2ª pedro 2:14

Hemos visto que Jesús afirmo los mandamientos, confirmo en el nuevo testamento que se deben seguir cumpliendo; que esto también es para nosotros.
Porque así nos estaremos acercando a Dios, que es lo que nuestro Dios desea.
Mateo 6:19-34. Mateo 8:18-22
Pero observemos que lo único que cambia  entre Israel y  nosotros, son las promesas, a ellos les prometió riquezas terrenales por obedecerlo.
A nosotros no nos promete riquezas terrenales sino nuestra heredad en el cielo y para esta vida solo nos promete paz, gozo y que SUPLIRA NUESTRAS NECESIDADES.

LA PROMESA QUE DIOS LE HIZO A SU PUEBLO TERRENAL ISRAEL, NO ES LA MISMA QUE LE HIZO A LA IGLESIA.
A ISRAEL LE DIJO,
Dt.28:1-14 (lea en su Biblia todo el pasaje) "si oyeres atentamente la voz de Jehová tu Dios, para guardar y poner por obra todos sus mandamientos...vendrán sobre ti todas estas bendiciones...frutos de la tierra...vacas, ovejas...te pondrá Jehová por cabeza, y no por cola (de las naciones Ap.21:24)".

La promesa para Israel es muy clara, si fueran fieles, Dios les daría bendiciones terrenales, por este motivo todos los grandes patriarcas y hombres fieles del Antiguo Testamento fueron personas que tuvieron mucho ganado y grandes riquezas.
PERO A LA IGLESIA LE DICE ALGO TOTALMENTE DIFERENTE,
Jamás les habla de bendiciones terrenales, muy por el contrario, les dice precisamente que se alejen de las riquezas de este mundo.
Mat. 5:17-20. No vengo a anular la ley.
Mt. 22:36-40. Amaras al Señor con todo tu corazón
Mt.6:19-24,31-34. "No os hagáis tesoros en la tierra"
Mt. 11:28-30. Hallareis descanso para sus almas.
Juan 14:2-3. Iré a preparar lugar para ustedes.
Ef.1:3 fue escogida desde antes de la fundación del mundo, para colocarnos en los lugares celestiales en Cristo.
Por esta razón a los creyentes que forman la iglesia les dice en Jn.15:19 "no sois del mundo". Y en Jn.17:14 "Yo les he dado tu palabra, y el mundo los aborreció, porque no son del mundo, como tampoco yo soy del mundo".
El Señor manda a la iglesia, 1ª n.2:15 "No améis al mundo, ni las cosas que están en el mundo".

Los cristianos que formamos la iglesia, no tenemos una herencia terrenal, ni tan siquiera una ciudadanía terrenal, porque la nuestra es la celestial, como dice en Filp.3:20 "nuestra ciudadanía está en los cielos".
En Ef.2:6 afirma: "nos hizo sentar en los lugares celestiales con Cristo Jesús".
Mt.19:23 "Difícilmente entrará un rico en el reino de los
cielos".
Stgo.4:3 "Pedís, y no recibís, porque pedís mal, para gastar en vuestros deleites".
Lc.9:3 "No toméis nada para el camino, ni bordón, ni alforja, ni pan, ni dinero".
Lc.9:23 "Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz cada día, y sígame".
Mt.6:20 "haceos tesoros en el cielo".
Mt.6:24 "Ninguno puede servir a dos señores; porque o aborrecerá al uno y amará al otro, o estimará al uno y menospreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas".
¿Cómo entonces algunos pretenden servir a Dios y a las riquezas? El ejemplo bíblico y toda la historia de la iglesia nos demuestra que mientras más fiel es un cristiano, con mayor rigor ha vivido.
Lucas 2:7. El mismo Rey de Reyes nos dejó un vivo ejemplo de rigor, nació en un pesebre, vivió en la casa de un carpintero, y durante su ministerio terrenal no tuvo donde recostar su cabeza.
Mt.10:24 "El discípulo no es más que su maestro, ni el siervo
 más que su Señor. Bástale al discípulo ser como su maestro, y al siervo como su Señor".
El apóstol Pablo es también un precioso ejemplo de fidelidad y consagración. Dejó todo lo que el mundo le ofreció, un trabajo estable, una posición social (era fariseo de fariseos), pero en él no se cumplió lo que hoy ofrecen los comerciantes del evangelio.
Vivió pobremente, enfermo y abandonado en una cárcel. De acuerdo a la enseñanza de los predicadores de ese OTRO evangelio, tendríamos que llegar a la conclusión que el apóstol vivió una vida de pecado, porque eso es lo que afirman; que si usted está mal económicamente o enfermo, es porque tiene falta de fe.
El propio testimonio de la vida del apóstol dice, 2Cor.11:23-27 "en trabajos más abundante; en azotes sin número; en cárceles más; en peligros de muerte muchas veces. De los judíos cinco veces he recibido cuarenta azotes menos uno. Tres veces he sido azotado con varas; una vez apedreado; tres veces he padecido naufragio; una noche y un día he estado como náufrago en alta mar.
En caminos muchas veces; en peligros de ríos, peligros de ladrones, peligros de los de mi nación, peligros de los gentiles, peligros en la ciudad, peligros en el desierto, peligros en el mar, peligros entre falsos hermanos; en trabajo y fatiga, en muchos desvelos, en hambre y sed, en muchos ayunos, en frío y en desnudez".

Hoy si alguien diera ese testimonio, le dirían que tiene pecado en su vida y que le falta fe, porque Dios nos ha mandado a ser cabeza y no cola, Dios no le ha mandado a pobreza. Tiene que vivir como un hijo de un rey (en el barrio alto).

Esto no indica que vivamos en el abandono y no nos proyectemos, pero no prediquemos lo que no es para nosotros los gentiles, su iglesia.
Muchos no quieren aceptar esta realidad, si quieres buscar dinero y tener muchos títulos hazlo nuestro Señor Jesucristo no vino a obligar a nadie a que lo siga, pero no revolvamos lo que Dios le prometió a Israel, con lo que nos dijo y prometió a nosotros mucho menos prediquemos un evangelio a nuestro acomodo.

DISCERNIMIENTO DE LOS DIEZ MANDAMIENTOS:
EL AMOR A LOS DEMÁS.
Éxodo 20:1-17.  Con la escalera que Jacob vio en su sueño.
 "Los primeros cuatro mandamientos de las tablas de la ley se refiere a Dios y constituye la parte superior de la escalera que llega hasta los cielos;
La segunda tabla o los últimos seis mandamientos se refiere a los superiores y los inferiores, y es la base de la escalera que descansa sobre la tierra.

Por medio de los cuatro primeros mandamientos caminamos religiosamente hacia Dios; por medio de la segunda ósea los otros seis mandamientos, caminamos religiosamente hacia el hombre.
El que no cumple con la segunda tabla, no puede cumplir con la primera tabla".

1 La verdad que encierra esta última afirmación debería ser evidente.
Del mismo modo que no nos podemos conocer a nosotros mismos, ni a los demás, si antes no hemos conocido a Dios, tampoco podemos tener un comportamiento adecuado hacia los demás sin haber actuado adecuadamente respecto a Dios,
 y viceversa.
Para servir a Dios debemos servir a las demás personas.
Tener "los pensamientos en las cosas de arriba ", es ponerlos en práctica al servicio terrenal".

LOS PRIMEROS CUATRO MANDAMINETOS
Éxodo 20:1-11. Como vimos los primeros cuatro mandamientos nos enseña como amar a Dios.

El primer: en el mandamiento Dios se presenta  a su pueblo a hoy día a nosotros, aclarándonos que Dios es nuestro creador y que nos saco de la esclavitud del pecado y que él es uno y único. Y me da una orden, que sólo debo adorarlo a él.

El segundo: mandamiento me enseña como adorarlo, el me da instrucción de que la adoración que él pide es no guardando  imágenes de nada de lo que él creo; ni de lo que está en el cielo, ni de lo que está en la tierra, ni de lo que está en las aguas debajo de la tierra. Ni de hombre, ni de mujer. Ni mucho menos elogiarlas ni servirlas, y que solo debo adorarlo a él.
Cumpliendo estas instrucciones le estamos demostrando nuestro amor y adoración.

EL TERCER: MANDAMIENTO me enseña que debo respetar
 y cuidar su nombre y su buena reputación, no dando mal testimonio, ni usándolo como excusa para justificar mis acciones, teniendo cuidado al interpretar su Palabra dando honor a él, respetando lo que me pide obedeciendo al pie de la letra.

EL CUARTO: MANDAMIENTO me enseña como acercarme a él, para llevar una relación directa y personal con él para mí beneficio, reuniéndome junto con mi familia y mis hermanos en la fe ante mi Señor y Dios, para dar gracias y exaltar su nombre por sus bondades y favores, y así recibir nuevas fuerzas, gozo y su consejo y dirección para nuestra vida.
JESUCRISTO RESUMIÓ ESTOS CUATRO MANDAMIENTOS diciendo Mateo 22:37-38. “amaras al señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma y con toda tu mente, este es el
 primer y grande mandamiento.

Si lo amamos de esa forma, seremos beneficiados porque su amor estará con nosotros siempre, y esto indica tener una vida de gozo y prosperidad para sobrellevar las vivencias de este  mundo.

Dios siempre ha estado interesado en acercarse a nosotros, por eso nos perdonó y nos llamó para recuperar esa comunión con nosotros.
Pero el hombre ha limitado esta relación a simplemente
adorar a Dios en los cultos, en el cumplimiento de la ofrenda, diezmo, y predicar su palabra.

Convirtiéndolo así en un símbolo de adoración solamente para los momentos  de reunión.
Pero no lo tenemos en cuenta para tomar decisiones personales, en nuestra vida cotidiana para consultar y auto examinarnos si como vivimos o hablamos fuera de la congregación lo estamos agradando o no.

No se le rinde culto a Dios, sino que simplemente se participa y se asiste a un culto no le permitimos que cambie ciertos hábitos y costumbres de nuestra vida.
 Pero él es nuestro creador, y es él quien dice como quiere que le adoremos, él nos ayudara a hacerlo solo debemos disponernos para aprender cómo es que él quiere que lo adoremos y esforzarnos en complacerlo.

EL QUINTO MANDAMIENTO:
HONRARÁS A TU PADRE Y A TU MADRE
La segunda tabla de la ley comienza con la relación que existe entre una persona y sus padres. Esto es voluntario, ya que al tratar el tema de los padres, el mandamiento está dirigiendo la atención sobre la mínima unidad de la sociedad, la familia, que es fundamental para el resto de todas las relaciones y estructuras sociales. Pero la intención de este mandamiento también está incluyendo otras clases de "padres" y "madres".
También existen padres políticos (aquellos que ocupan posiciones seculares de autoridad), padres espirituales (los pastores y otros ministros cristianos) y aquellas personas que por su edad o experiencia también son llamadas padres.

Sin embargo, el quinto mandamiento tiene en mente a los padres naturales, los que viven en el mismo hogar. El quinto mandamiento es como sigue: "Honra a tu padre y a tu madre, para que tus días se alarguen en la tierra que Jehová tu Dios da" (Ex. 20:12).
Significa que debemos respetar a quienes Dios ha colocado
por encima de nosotros y tratarlos con "honor, obediencia y
gratitud".

2- Este mandamiento está colocado sobre un fondo oscuro: el tan natural rechazo humano a cualquier tipo de autoridad.
Es por esto que la familia es de singular importancia en la economía divina. Si no se les enseña a los niños a respetar a sus padres, sino que se los deja sin castigo cuando desobedecen o deshonran a sus padres, más tarde en su vida también se rebelarán contra otras formas válidas de autoridad.
Si desobedecen a sus padres, luego desobedecerán
las leyes de su país. Si no respetan a sus padres, luego tampoco respetarán a sus maestros, ni a los que poseen una sabiduría fuera de lo común, ni a los gobernantes electos, ni a muchos otros.
Si no honran a sus padres, tampoco honrarán a Dios.
En este mandamiento encontramos la necesidad de disciplinar a los hijos, una responsabilidad explícita en la Biblia.
La Biblia dice: "Instruye al niño en su camino, y aun cuando fuere viejo no se apartará de él" (Proverbios. 22:6).
También dice: castiga a tu hijo en tanto que hay esperanza; mas no se apresure tu alma a destruirlo" (Proverbios. 19:18).
Por otro lado, cuando la Biblia exhorta a los hijos a que
honren a sus padres, también está dirigiéndose seriamente a
los padres.
Los padres deberían ser cariñosos para que sus hijos los honren.
En un sentido los hijos siempre deben honrar a sus padres:
otorgándoles el debido respeto y consideración, a pesar de sus limitaciones. Pero en otro sentido, tampoco pueden honrar cabalmente a una persona que no merece ninguna honra como, por ejemplo, un borracho, o un intemperante irresponsable.
El quinto mandamiento además está animando a quienes son padres a ser devotos, honestos, trabajadores, fieles, compasivos y sabios, ya que siempre es posible honrar y obedecer plenamente a alguien con estas características. Y, además, está fijando estos mismos estándares sobre aquellos que están en alguna posición de autoridad: los políticos, los líderes de industria y el trabajo, los educadores y todos quienes ejercen cualquier tipo liderazgo o influencia.

El sexto mandamiento: No matarás
El sexto mandamiento ha sido muchas veces mal interpretado debido a la traducción errónea de la palabra "matar", en la mayoría de las Biblias. La palabra en realidad significa "asesinar"; y la forma personal sustantiva de este verbo significa "homicida". Este mandamiento, tan corto, debería ser traducido: "No asesinarás".
La incapacidad de comprender esto ha conducido a algunos a citar la autoridad bíblica contra cualquier forma de matar.
Esta postura no considera que la Biblia reconozca la necesidad de matar animales Fundamentos de la Fe Cristiana,  para consumo alimenticio.
Decir que la palabra significa "asesinar" en lugar de "matar" no debería servir de consuelo para nadie, sin embargo. En la perspectiva bíblica, el asesinar se considera en un sentido amplio, y por lo tanto contiene elementos de los que todos somos culpables. Podemos traer a colación las enseñanzas de Jesucristo en el Sermón del Monte, que son de particular importancia.
En los días de Jesús y muchos años antes, el asesinato había sido definido por los líderes de Israel (y por otros también) como un acto meramente externo, y habían enseñado que el mandamiento solamente se refería a dicho acto.

"Pero, ¿acaso el asesinato es solamente eso?"
Preguntó Jesús.
"¿Asesinar no es nada más que el hecho de matar injustamente?
¿Qué ocurre con las motivaciones?
¿Qué ocurre con la persona que ha planificado matar a otra pero que luego es impedida de hacerlo por circunstancias externas?
¿Qué pasa con aquella persona que desea matar a otra, pero que no lo hace porque teme ser descubierta?
¿Qué ocurre con la persona que mata con la mirada o con las
palabras?".
Desde la perspectiva de las leyes humanas, los seres humanos toman en consideración estas diferencias. Pero Dios pesa los corazones y por lo tanto también le conciernen las
motivaciones.
Jesús dijo: "Oísteis que fue dicho a los antiguos: No matarás; y cualquiera que matare será culpable de juicio. Pero yo os digo que cualquiera que se enoje contra su hermano, será culpable de juicio" (Mt. 5:21-22).

Pero el sexto mandamiento no prohíbe únicamente
El enojo.
De acuerdo con Jesús, Dios tampoco perdonará ninguna
expresión de desprecio. "Cualquier que diga: Necio, a su hermano, será culpable ante el concilio; y cualquiera que le diga: Fatuo, quedará expuesto al infierno de fuego"
(Mateo. 5:22).
Jesús estaba enseñando que, según los estándares de Dios, insultar o manchar la reputación de alguien constituye un incumplimiento del sexto mandamiento.

Es evidente que esta interpretación bucea en las profundidades de nuestro ser.
No es de mucha ayuda recordar que existe algo llamado un enojo justo, o que existe una distinción válida entre estar enojado contra el pecado y contra el pecador.
Por supuesto que existe un enojo justo. Pero nuestro enojo no suele caracterizarse por ser justo; con frecuencia solemos enojarnos injustamente cuando consideramos que hemos sido
 real o imaginariamente agraviados.
¿Cometemos asesinato?
Sí, de acuerdo con la definición de Jesús, lo estamos cometiendo. Albergamos rencores. Murmuramos e insultamos. Perdemos los estribos. Matamos por negligencia, por despecho y por envidia. Y sin duda hacemos cosas aún peores, que podríamos reconocer si pudiéramos ver dentro de nuestros corazones como lo hace Dios.

EL SÉPTIMO MANDAMIENTO: NO COMETERÁS ADULTERIO
El séptimo mandamiento también es muy corto: "No cometerás adulterio". En el Sermón del Monte el Señor también amplía este mandamiento, explicando que también se refiere a los pensamientos y las intenciones del corazón, además de referirse a los actos externos.
Además, lo vincula con una consideración apropiada sobre el matrimonio cuando condena el divorcio.
Dice: "Oísteis que he dicho: No cometerás adulterio. Pero yo os digo que cualquiera que mira a una mujer para codiciarla, ya adulteró con ella en su corazón... También fue dicho:
Cualquiera que repudie a su mujer, déle carta de divorcio. Pero yo os digo que el que repudia a su mujer, a no ser por causa de fornicación, hace que ella adultere; y el que se casa con la repudiada comete adulterio"
(Mateo. 5:27-28, 1-32).

De acuerdo al punto de vista que Jesús tenía sobre la ley, la lujuria es equivalente al adulterio, del mismo modo que el odio es equivalente al asesinato.
Los estándares de Dios son la pureza antes del matrimonio y la fidelidad en el matrimonio.
No hay ningún otro tema de la moralidad contemporánea que sea tan conflictivo con los estándares bíblicos.

Los medios de comunicación incitan al sexo, promueven el
materialismo y la persecución del placer.
La televisión inunda nuestras salas de estar con publicidad cargada de sexo.
Las películas son todavía Fundamentos en contra de la Fe Cristiana, peores; los mejores barrios de nuestras ciudades tienen salas de cine donde se estrenan películas condicionadas o excitantes películas de horror.
Los periódicos publicitan estas películas con láminas que habrían resultado escandalosas hace unos pocos años e informan con lujo de detalles los crímenes sexuales que antes los periódicos serios evitaban.
El gusto del siglo veinte está simbolizado por la llamada filosofía 'playboy'. Los logros dudosos de la revista Playboy fueron trasladar la explotación del sexo de las cloacas, utilizar una impresión de buena calidad en un buen papel, y vender la vista a millones de personas, junto con la filosofía que hace del placer la meta principal en la vida -en el sexo como en todas las demás áreas-. El gusto hace que el placer personal sea el objetivo número uno; es el conseguir una segunda casa, un tercer automóvil, los amigos correctos, así como la libertad sexual y la experimentación.
Playboy y muchas otras revistas similares, predican tanto la importancia de elegir el mejor compañero sexual.
El problema no es la revista Playboy en sí, sino la filosofía del "placer en primer lugar"
todo lo que contribuya a mi propio placer debe ser colocado
en primer lugar, y en la  persecución del placer ninguna norma es válida.
La mención de normas nos conduce a otro desafío de la ética bíblica, la llamada Nueva Moralidad
De acuerdo con este enfoque, la fornicación y adulterio no son necesariamente malos.
El bien o el mal lo enfocan al acto de  "ayuda" o "lastima" a otra persona.
De manera similar, el mentir, el robar, el libertinaje, y muchas otras cosas que hasta ese entonces habían sido consideradas como malas, no deben ser necesariamente evitadas.
Como respuesta a la Nueva Moralidad debemos decir que el amor podría ser una guía adecuada para el curso de acción correcto si fuéramos capaces de amar como ama Dios y con pleno conocimiento de la situación y de todas las consecuencias de nuestras acciones. Pero no somos capaces de amar de ese modo.
Nuestro amor es egoísta.
Además, no podemos conocer todas las consecuencias que nuestra acción "desinteresada" y "generosa" pueda tener.
Una pareja puede decidir que mantener relaciones sexuales antes del matrimonio les será beneficioso y que ninguno de ellos se verá perjudicado.
Pero no lo puede saber con certeza, y muchos, si no todos, que han razonado de esta manera se han equivocado.
Hay demasiada culpa, demasiados patrones de infidelidad profundamente incorporados, y demasiados niños no deseados, y la Nueva Moralidad, la proclama "Si te hace sentir bien hazlo" se ha convertido en el santo y seña de nuestra época.
¿Debemos aceptar este nuevo estándar?
A la luz de los mandamientos de Dios en el Sermón del Monte, el cristiano debe responder que "No
 No somos puros antes del matrimonio ni fieles después si tomamos en cuenta también nuestros pensamientos, y muchas personas no solamente pecan con su pensamiento. ¡Qué lejos estamos de lograr los estándares de Dios!
¡Cuánta miseria hemos traído sobre nosotros y sobre otros como consecuencia!

EL OCTAVO MANDAMIENTO: NO HURTARÁS
La norma que dice que una persona no debería hurtar ha sido generalmente aceptada por toda la raza humana, pero sólo la religión bíblica muestra por qué hurtar está mal.
Todo lo que una persona justamente posee le ha sido impartido por Dios.
"Toda buena dádiva y todo don perfecto desciende de lo alto, del Padre de las luces"(Santiago . 1:17).

 Por lo tanto, robar a alguien es pecar contra Dios. Por
supuesto, los hurtos también constituyen una ofensa contra los demás. Podría perjudicarlos si no pudieran compensar la pérdida. Podría humillarlos, ya que no los estaríamos considerando dignos de nuestro respeto o amor. Pero también aquí estamos pecando contra Dios ya que él es quien le asigna el valor a cada persona. Vemos un ejemplo de este punto de vista en el grandioso salmo de confesión que escribió David.
Si bien le había robado a Betsabé su buen nombre y hasta había matado a su esposo, David dijo, hablando con respecto a Dios: "Contra ti, contra ti solo he pecado" (Salmos.51:4).

No debemos creer que hemos cumplido con este mandamiento por el simple hecho de que nunca nos hayamos introducido en un hogar extraño y nos hayamos retirado luego de sustraer la propiedad de otro.
Podemos hurtar a distintos sujetos: a Dios, a otros y a nosotros mismos. Podemos hurtar de diversas maneras: a hurtadillas, por medio de la violencia, o por medio de engaños. Hay muchos objetos que pueden ser robados: el dinero, el tiempo, e incluso la reputación de una persona.
Estamos hurtándole a Dios cuando no lo adoramos como deberíamos o cuando colocamos nuestros intereses antes que los suyos.
Estamos hurtándole cuando dedicamos nuestro tiempo para
gratificarnos personalmente y no compartimos con otros el
evangelio de su gracia.
Le hurtamos a un empleador cuando no trabajamos como somos capaces de hacerlo o cuando nos tomamos recreos más largos o nos retiramos antes de la hora de salida. Le hurtamos cuando malgastamos la materia prima con la que estamos trabajando o utilizamos su teléfono para mantener extensas conversaciones personales, en lugar de cumplir con las tareas asignadas.
Estamos hurtando si, como comerciantes, cobramos demasiado por nuestros productos o intentamos hacer "un negocio redondo" en un campo lucrativo. Estamos hurtando cuando vendemos un producto de calidad inferior como si fuera de mejor calidad. Le hurtamos a nuestros empleados cuando los hacemos trabajar en un ambiente laboral perjudicial para su salud o cuando no le pagamos un salario digno que les garantice una calidad de vida saludable y adecuada. Estamos hurtando cuando no administramos correctamente los dineros de otros. Estamos hurtando cuando tomamos un préstamo y luego no lo saldamos en fecha, o no lo pagamos.
Nos robamos a nosotros mismos cuando malgastamos nuestros recursos, ya sea el tiempo, los talentos o el dinero. Estamos hurtando cuando gozamos de nuestros bienes materiales, mientras otros deben llevar una existencia de extrema necesidad: sin alimento, ropa, vivienda, o cuidados médicos. Estamos hurtando cuando nos volvemos tan mezquinos que acumulamos y ahorramos dinero hasta el extremo de robarnos a nosotros mismos no cubriendo nuestras necesidades.
El lado positivo de este mandamiento es evidente. Si debemos evitar tomar lo que le pertenece a otro, también debemos hacer todo lo que esté a nuestro alcance para hacer que los demás prosperen, ayudándolos a lograr todo su potencial.
El Señor resume este deber en la Regla de Oro: "Así que, todas las cosas que queráis que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos; porque esto es la ley y los profetas" (Mateo.7:12).
No es posible evitar ver que este mandamiento
indirectamente está estableciendo el derecho a la propiedad privada. Si no hemos de tomar lo que pertenece a los demás, la base de esta prohibición es que evidentemente las personas tienen un derecho a lo que les pertenece, derecho que les es reconocido por Dios. Algunos enseñan que los cristianos deberían tener todo en común, al menos si son lo suficientemente espirituales, pero esto no es bíblico. Es cierto que por diversas razones históricas y sociales un grupo de personas eligieron poner todos sus bienes bajo una propiedad común, como lo hicieron los primitivos cristianos en Jerusalén por un tiempo luego de Pentecostés (Hechos. 2:44-45),

Algunos pueden ser específicamente llamados a vivir así, ya sea como un testimonio ante el mundo de que la vida de una persona no consiste sólo en la abundancia de las cosas que él o ella posea, o porque dicha persona está tan atada a las posesiones que debe liberarse de ellas para poder crecer espiritualmente. Jesús le dijo al joven rico que debía despojarse de todos sus bienes y dárselo a los pobres. Sin embargo, a pesar de estas situaciones especiales, ni el Antiguo ni el Nuevo Testamento prohíben la propiedad privada de bienes, sino que por el contrario la endosan.
El caso de Ananías y Safira suele ser citado para apoyar la teoría comunal ya que fueron muertos por haber retenido una parte, de los ingresos que resultaron de una venta de una
propiedad (Hechos. 5:1-11).

Su pecado, sin embargo, no fue la posesión de una propiedad sino el haber mentido a los miembros: de la iglesia y al Espíritu Santo. Habían pretendido estar dando todo cuando en realidad estaban reteniendo una parte. En relación a esto, incluso el apóstol Pedro reconoce su derecho a dicha posesión. "Y dijo Pedro: Ananías, ¿por qué llenó Satanás tu corazón para que mintieses al Espíritu Santo, y sustrajeses del precio de la heredad?
Reteniéndola, ¿no se te quedaba a ti? y vendida, ¿no estaba en tu poder? ¿Por qué pusiste esto en tu corazón?
No has mentido a los hombres, sino a Dios" Hechos. 5:3-4).
El hecho de que la Biblia establezca el derecho a la propiedad privada no hace que nos resulte más fácil cumplir con el octavo mandamiento. Lo hace mucho más difícil. No podemos evadir el hecho de que en muchas ocasiones le robamos a los demás lo que les corresponde; y el juicio de Dios nos convierte en ladrones.

EL NOVENO MANDAMIENTO: NO MENTIRÁS
Cuando hablamos del robo de la reputación de los demás en la última sección ya estábamos anticipando el noveno mandamiento: "No hablarás contra tu prójimo falso testimonio" (Exodo. 20:16).
Este es el último de una serie de mandamientos relacionados con el respeto a los derechos de los demás, como una expresión del mandamiento a amar. Cuando insultamos a una persona le estamos hurtando su buen nombre y su posición social. "Este mandamiento no es solamente válido en las cortes de justicia. Si bien incluye el perjuro, también están implícitas todas las formas de escándalo y maledicencia, toda conversación ociosa y charlatanería, todas las mentiras y las exageraciones deliberadas y las medias verdades que distorsionan a verdad. Podemos hablar falso testimonio cuando atendemos a ciertos rumores maliciosos y luego los seguimos transmitiendo, o cuando usamos a otra persona para burlarnos de ella, creando impresiones falsas, o cuando no corregimos afirmaciones falsas, tanto por nuestro silencio
como por nuestro discurso".

Nuestro deber hacia las demás personas es sólo la mitad del cuadro. No solamente estamos dañando a otra persona cuando damos un falso testimonio o juramos en falso. Nuestra no fidelidad a la verdad también deshonra a Dios.
El es el Dios de la verdad y odia la mentira (Isaías. 65:16; Juan. 14:6).
La Biblia nos dice: "He aquí, tú amas la verdad en lo íntimo" (Salmos. 51:6).
Nos dice que la persona que es obediente a Dios "no se goza de la injusticia, más se goza en la verdad" (1ª Corintios. 13:6).
Y también dice: "Hablad verdad cada uno con su prójimo"
(Efesios. 4:25).
Esto no es fácil de llevar a cabo, como cualquiera que esté preocupado de su integridad personal puede reconocer. En algunas situaciones, mentir o al menos no decir toda la verdad, parece ser el curso de acción debido. En otras situaciones, el decir la verdad parece imposible. Para los hombres bien puede ser imposible; pero con Dios todo es posible (Lucas. 18:27).
¿Cómo podemos comenzar a crecer en esta área? El primer paso radica en tomar conciencia que "de la abundancia del corazón habla la boca" (Mateo. 12:34) y que el corazón solamente puede cambiar cuando el Señor Jesucristo toma posesión del mismo.
Si nuestros corazones están llenos de nuestro ego, entonces inevitablemente siempre usamos la verdad en beneficio nuestro. Pero si la verdad inunda nuestro corazón, como lo hará cuando Cristo lo controle, entonces lo que digamos será la verdad y crecientemente será de edificación para los demás.

EL DÉCIMO MANDAMIENTO: NO CODICIARÁS
El décimo mandamiento es quizá el más revelador y el más devastador de todos los mandamientos, ya que trata explícitamente la naturaleza interna que tiene la ley.

La codicia es una actitud de la naturaleza interna que puede, o no, expresarse en un hecho adquisitivo externo. Además, puede estar dirigida a cualquier objeto. El texto lee: "No codiciarás la casa de tu prójimo, no codiciaras la mujer de tu prójimo, ni su siervo, ni su criada, ni su buey, ni su asno, ni cosa alguna de tu prójimo" (Ex. 20:17).

Es asombroso lo moderno que es este mandamiento, y cómo golpea las raíces de nuestra cultura occidental materialista. Un elemento ofensivo de nuestro materialismo es la insensibilidad a las necesidades de los demás, la que muchas veces, a su vez, genera una insensibilidad hacia los pobres de nuestras ciudades y los carenciados del resto del mundo.
Pero aun más ofensivo que esto resulta nuestra insatisfacción irracional con toda nuestra abundancia de riquezas y oportunidades. Es cierto, no todo el Occidente es rico y tampoco hay nada intrínsecamente malo en querer mejorar nuestra suerte en una medida razonable, especialmente cuando ocupamos un lugar bajo en la escala socioeconómica. Esto en sí no constituye la codicia. Lo que está mal es desear algo por el mero hecho de que otra persona lo disfruta. Está mal desear constantemente poseer más cuando no tenemos ninguna necesidad. Está mal no ser felices con nuestros recursos escasos.
Desgraciadamente, la codicia es lo que los medios de comunicación de masas parecen haberse propuesto incorporar en nosotros para que nuestra economía, extravagante y dilapidadora, pueda continuar en expansión, aun cuando esto signifique perjudicar las economías de las naciones menos desarrolladas.
Pero también podemos apreciar nuestra codicia de otra manera. Muchos, particularmente las personas cristianas, están realmente felices con lo que Dios les ha dado. No son exageradamente materialistas. Pero son codiciosos con respecto a sus hijos. Quieren lo mejor para ellos, y en muchos casos pueden sentirse heridos y hasta rechazados cuando sus hijos escuchan el llamado divino para renunciar a la vida de abundancia material y dedicarse al servicio misionero o a algún otro servicio cristiano. El cumplimiento de la ley es vivir en amor para con Dios y para con los de más. Romanos 13:10-14.

COMO VIMOS ESTOS ÚLTIMOS SEIS MANDAMIENTOS SON PARA SABER COMO LLEVAR MI RELACIÓN CON MI PRÓJIMO Y EL SEÑOR LA ENCERRÓ EN UN SOLO MANDAMIENTO.
Mateo 22:39; dijo que debemos amar al prójimo como a nosotros mismos, porque cuando amamos a alguien no le causamos daño y así todos estos mandamientos nos enseñan el profundo amor de Dios para con nosotros y su deseo por que conservemos la vida que nos dio, ahora comprendemos el porqué de sus mandamientos y en toda la biblia nos encarga desde el principio hasta el final cumplirlos, pero con entendimiento al entender lo que realmente nos quiso decir en cada mandamiento  y con la ayuda de Dios podremos estar más vigilantes cuando el enemigo nos ataque; ya quedo más claro cuáles son los ataques del enemigo y cuál es el resultado de no tener en cuenta las recomendaciones para nuestro cuidado.

Jesús lo dejo todo encerrado en: amaras al Señor tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma y a tu prójimo como a ti mismo, y esto solo se puede lograr con un pleno conocimiento de lo que Dios quiere de mi y porque, el espíritu de Dios viene y hace posible ese sentimiento de amor sin fingimiento.
Mateo 22:37-40. Lucas 5:30-48. Lucas 15:7, 18,21;
18:13.

LA PAGA DEL PECADO Y LA DÁDIVA DE DIOS
No debemos concluir este estudio de la ley de Dios como está expresada en los Diez Mandamientos sin aplicarla a nuestra vida personal.
Hemos considerado diez áreas en las que Dios requiere de los hombres y las mujeres determinados estándares de conducta. Al considerarlos nos hemos visto juzgados. No hemos adorado a Dios como es debido. Hemos adorado ídolos. No hemos honrado a Dios en toda su plenitud. No nos hemos regocijado ni le hemos servido en el día del Señor. Somos deudores con respecto a nuestros padres terrenales.
Hemos matado, por medio del odio y la mirada, si no literalmente. Hemos cometido adulterio con el pensamiento y quizá también con nuestros hechos. No hemos dicho siempre la verdad. Hemos deseado y tramado para obtener las pertenencias de nuestro prójimo.
Dios nos ve en nuestro pecado. "Y no hay cosa creada que no sea manifiesta en su presencia; antes bien todas las cosas están desnudas y abiertas a los ojos de aquel a quien tenemos que dar cuenta" (Hebreos. 4:13).

¿Cuál es la reacción de Dios? Ciertamente, no es la de
excusarnos, y pasar por alto nuestro pecado. Por el contrario, nos dice que de ningún modo puede librarnos de la culpa. Nos enseña que "la paga del pecado es muerte" Romanos. 6:23.

EL JUICIO ESTÁ PRONTO A SER EJECUTADO.
¿Qué podemos hacer? Por nuestros propios medios no hay nada que podamos hacer. Pero la gloria del evangelio es que no estamos solos. Por el contrario, Dios ha intervenido para realizar lo que nosotros no podíamos hacer. Hemos sido juzgados por la ley y hemos sido hallados faltos.
Pero Dios ha enviado a Jesús, quien ha sido juzgado por la ley y ha sido hallado perfecto. Él ha muerto ocupando nuestro lugar para llevar el justo juicio que nos correspondía de manera que podamos presentarnos limpios ante Dios para ser vestidos con su justicia. La Biblia va más allá de la "paga del
pecado", e insiste en que "la dádiva de Dios es vida eterna en
Cristo Jesús Señor nuestro" (Romanos. 6:23).

Si la ley lleva a cabo en nosotros su tarea propia no nos hará justos por nuestros propios medios. Nos hará justos por medio de Cristo, cuando haga que nos volvamos de nuestras obras corruptas al Salvador quien es nuestra única esperanza.

¿PARA QUE COSAS VIVE USTED CADA DÍA?
¿Si te has ubicado dentro del pueblo de Dios como hijo de
 Dios?
¿Te has examinado si como hijo de Dios estas asumiendo tus compromisos con Dios de servirlo?
El servicio que habla nuestro señor no es solamente de altar en la congregación si no el de servirlo a él con tu vida; servicio de obediencia a sus mandamientos en adoración a él, en comunión con él, contando con Dios para tener en cuenta sus concejos para lo que vaya a hacer o decir, reflejar al mundo y a mi familia que cristo vive en mí, hablar de él y de sus enseñanzas y lo que él ofrece para cada uno de los que queremos ser salvos.
Dar a conocer que Dios ofrece suplir nuestras necesidades
 materiales si lo buscamos a él, y nos ofrece salvación, gozo, paz, su justicia. Mateo 6:25-34.

El cumplimiento de la ley es vivir en amor para con Dios y para con los de más. Romanos 13:10-14.

Este último mandamiento encierra todos los nueve anteriores y es uno de los menos percibidos pues mora en el corazón y a veces ni nos damos por enterados.

VAMOS A MEDITAR EN UNAS PREGUNTAS
Para saber si nuestro corazón está atrapado en los deseos de codicia y no está sujeto a la voluntad de Dios:
¿Qué es lo que más deseas en la vida, deseas a Dios  y las cosas eternas o el disfrutar los placeres del mundo?
¿Vives descontento con lo que tienes actualmente aunque es más que el pan diario que necesitas para vivir?

¿Dónde están tus pensamientos continuamente?:
¿en las cosas de este mundo o en las cosas del mundo venidero?
¿Cuáles conversaciones disfrutas más: las que son acerca de Dios y su reino o cuando hablas de lo que está sucediendo, de lo que deseas tener y tus proyectos futuros de este mundo?
¿Que te ocasiona más dolor o tristeza: la perdida de bienes
 materiales o de dinero o darte cuenta que le están fallando a
 Dios?

¿Que cuidas más: las provisiones materiales o la salvación que Dios te ha dado en Cristo?

¿Te vistes acorde al medio en que estas, con decoro y respeto, o lo haces porque todos los cristianos visten de esa forma?
¿Encuentras tu valor en el tipo de ropa que llevas puesto, buscas ser imagen y semejanza de Dios o simplemente te acostumbraste a vivir así?

¿Cuándo estas prosperando materialmente, piensas si tu alma también está prosperando en riquezas celestiales?

¿Te proyectas en planes de crecimiento y bienestar espiritual?
¿Cómo te proyectas en planes para tu bienestar espiritual y donde estas guardando todo lo que Dios te da cada día para tu prosperidad y necesidad espiritual?

¿Qué te preocupa más para tu familia: proveer para las necesidades de crecimiento espiritual o proveer para las necesidades materiales?

¿Tienes más entusiasmo para buscar tu estabilidad económica o para buscar tu crecimiento en el conocimiento de que quiere Dios de ti?

¿Qué te desvela más: preparar tu estabilidad para el futuro terrenal o prepararte para ver si estas cumpliendo con  los requisitos para la venida del señor?

¿Sabes cuáles son los requisitos que pide Dios para los que
 esperan la venia del Señor y desean partir con él?

¿Preparas a tus hijos, hermanos o familia para que conozcan bien a Dios  y sean fuertes y firmes en el amor del señor, teniendo el conocimiento necesario para defenderse de los engaños y seducciones del enemigo ofreciéndoles cosas de este mundo?
Se dice que una persona esta entregada a la codicia cuando está más dispuesto a sufrir dolores y sacrificios por obtener las cosas de este mundo que por tener el conocimiento y perfección que Dios busca de sus hijos.
Hay personas que hacen lo que sea por obtener un trabajo, negocio, un título, una casa, una meta, todo por un deseo carnal, 24 horas diarias si es necesario; pero no lo hacen para buscar el descernimiento de lo que Dios nos pide a nivel personal.
Hablan con gran pasión de sus sueños, estudio, trabajo,
profesión, pero no están dispuestos a sufrir dolores y sacrificios, ni negarse o cohibir sus deseos por complacer a Cristo en todo. Santiago 2:5.

Se apasionan por alcanzar metas pero no por alcanzar la perfección y la gloria de Dios, ni por conocer a Dios mateo 22:37-40.

¿CUÁL ES EL VERDADERO PROPÓSITO EN TU VIDA?
Te has preguntado si la dirección en que estas llevando tu vida es la que Dios quiere, ya has encontrado el verdadero sentido de este camino que escogiste, has permitido que Jesús se adueñe de tu vida; estos mandamientos son ese aceite que uso Samuel para ungir a David y desde ese momento David vivió para Dios.
1ª Samuel 16:5-13, 22-23.

Después David fue tentado y cayó en pecado pero no se revelo contra Dios para seguir en el pecado sino que reconoció su pecado y se humillo a Dios y pidió perdón y se apartó del pecado. 1samuel 12:1-25.

ENFERMEDADES POR CAUSA DE LA DESOBEDIENCIA:

Éxodo 20:4-6    Lucas 5:23-24
Cuando desobedecemos los mandamientos abrimos puertas al pecado, esto es permitir que las fuerzas de la maldad vengan a causar daño a nuestro cuerpo.

También Jesús nos enseña  que toda enfermedad es por el pecado  Juan 9:1-12.
Hay enfermedades que son para manifestar la obra de Dios,
 pero su sanación se recibe por medio de la obediencia; lo que Dios quiso mostrar aquí es que el dejo o permitió enfermedades para mostrar su poder ,que el poder  de Dios se manifiesta a través de la obediencia, si este hombre no hubiera obedecido lo que Jesús le mando sino que hubiera antepuesto su opinión como muchos hoy en día y en vez de obedecer le hubiera contestado “ pero porque me va a untar barro  y porque tengo que ir tan lejos para lavarme habiendo agua aquí cerca o por que no simplemente me dice como a los demás eres sano y ya”.

Hay muchas de las enfermedades que son solo para probar la obediencia y la humildad de las personas, hoy en día Dios sigue obrando del mismo modo, el usa un siervo para decirnos que es lo que Dios nos pide para recibir sanidad; pero como no hay humildad para recibir el concejo y buscar la presencia de Dios y pedirle que nos confirme si lo que nos han dicho viene de parte de Dios y meditar en el mensaje para comprender que me está pidiendo Dios para recibir sanidad.

El cristiano vive prevenido sintiendo que lo juzgan y lo que hacen es ofender a Dios porque su palabra dice que examinémoslo todo y desechemos lo malo o todo lo contrario a la palabra de Dios; así que debemos conocer bien la palabra de Dios para saber qué es lo malo.

También nos dice que retengamos lo bueno, lo bueno es todo lo que siga o se haga conforme a la palabra de Dios; para poder hacer esto también debo conocer la palabra de Dios y cuando dice retener se refiere a aplicar y obedecer
 1ªtesalonicenses 5:21. Romanos 12:9.

Mateo 4:23-24. Cuando Jesús estuvo aquí en el mundo, mientras daba a conocer el evangelio del reino, también sano enfermos y libero de espíritus malignos.

Vino a mostrarnos que este mundo está bajo el dominio de satanás por causa del pecado y que sin Dios no podemos hacer nada para salir de este dominio y que muchos de los
 hombres aun los cristianos están contaminados.

Los espíritus entran por puertas que muchas veces abren las personas y no se dan cuenta. Ningún espíritu o demonio puede entrar o dominar a alguien si esa persona no se lo permite dándole el derecho legal; los espíritus y demonios siempre vienen y escogen el momento y el lugar más débil para entrar efesios 4: 26-27.

¿CÓMO ABRIMOS LAS PUERTAS?
Veamos algunas de las puertas por las cuales se les da el derecho a los demonios para entrar e influenciar trayendo opresiones a nuestra vida.
Deuteronomio 18:9-14; 4:15-20; 6:10-17,25; 1juan 2:15-17; 1juan 3:24; 1juan 2:18-21; 1corintios 11:27-32; hechos 15:18-20; juan 7:17-18; éxodo 34:6-11.

Hemos podido leer en todas estas citas que Dios ha sido bien claro con todas estas fallas, permiten que los que gobiernan esta tierra gobiernen también al hombre.

Los errores y desobediencias de cada persona van de
 generación en generación porque cada hijo imita a su padre y así se trasmite como herencia éxodo 34:6-11

Solo con la obediencia y el bautismo en el nombre de Jesús serán quitadas todas estas maldiciones. Cuando somos bautizados pero seguimos en desobediencia de alguno de estos mandamientos y normas, están situaciones nos alcanzan y le volvemos a dar el dominio de nuestra vida a todas estas huestes de maldad y solo buscamos el perdón de Dios y reconociendo nuestro desvió y volviendo a la obediencia, solo así seremos libres del dominio de estos gobernantes de la maldad.

LAS ENFERMEDADES GENERACIONALES:
Estas enfermedades pueden manifestarse de diferentes maneras:
Enfermedades mentales y emocionales, estas incluyen depresión, confusión y frustración.
TESTIMONIOS BÍBLICOS:
La locura del rey Nabucodonosor, rey del imperio babilónico. Daniel 4:4-37. Nabucodonosor tuvo una locura temporal por cuanto su orgullo y soberbia de creer que no necesitaba de Dios y abuso de su poder de mando, esto es pecado de ofensa a Dios y el señor como castigo le dio 7 años donde lo entrego a sufrimiento hasta que reconociera que el único poderosos es Dios, que humilla a los arrogantes, y después de que paso ese tiempo y se humillo a Dios, el señor lo levanto nuevamente.

Como vemos hay enfermedades porque hemos ofendido a Dios siendo arrogantes y altaneros y hasta que no nos humillemos a Dios y le reconozcamos que lo que somos es gracias a él, le pedimos perdón y nos comportemos como él quiere hasta entonces levantara el castigo.

LA LOCURA DE EL TORMENTO QUE TUVO SAÚL EL PRIMER REY DE LOS JUDÍOS.
 1ª samuel 15:1-34; 1samuel 16:14-23.
El espíritu que atormentaba a Saúl fue por su pecado de
desobedecer el mandato de Dios, cuando el señor le mando a decir a Saúl que es lo que debía hacer y como lo debía hacer y Saúl no tuvo en cuenta la voluntad de Dios e hizo según su propio parecer; ofendió de esta forma al señor y añadió pecado justificando sus actos inculpando al pueblo, no reconoció su desobediencia cuando Dios envío a su siervo a corregirlo y desde entonces el espíritu de Dios se ale de el y le envío un espíritu para que lo atormentara, Dios se arrepintió de haberlo nombrado rey por desobedecer .

VEMOS UNA VEZ MÁS QUE LAS ENFERMEDADES DE ESTADO
ESPIRITUAL SON POR DESOBEDECER LA VOLUNTAD DE DIOS.
·         LA DEPRESIÓN DEL REY DAVID  
2ª Samuel 12:15-24. Salmos 51. La depresión del rey David era por que reconoció que por sus pecados la vida de su hijo estaba en peligro y David se humillo a Dios para que Dios le perdonara su pecado y sanara a su hijo; David clamo a Dios y declaro su arrepentimiento y cayó en un profundo dolor que le produjo una profunda depresión por haber caído en pecado y ofender a Dios.
Fue en ese momento que compuso el salmo 51 donde suplica perdón y que lo limpie de su maldad, declara su deseo de no volverle a fallar y el señor lo perdono y lo levanto por su humildad de recocer su pecado, David le confeso al señor que no quería que lo fuera a apartar de su presencia.
David fue de corazón perfecto ante Dios, porque cuando Dios le mando a avisar con su siervo del pecado cometido ante Dios él no lo negó con justificaciones, por lo contrario se humillo y se confesó en arrepentimiento y le pidió que lo ayudara para no volver a fallarle.
                 
·         LA DEPRESIÓN DEL REY SALOMÓN. Eclesiastés
capítulo 1 y 2 .el rey Salomón a pesar de haberlo tenido todo : mujeres, sabiduría, riquezas y muchos logros y triunfos nada de esto lo lleno, pues ofendió a Dios metiéndose con mujeres de las cuales Dios le prohibió, también honro a otros dioses.
Podemos comprender por medio del ejemplo de Salomón que las riquezas y victorias terrenales no satisfacen pues como salomón no puede disfrutar nada, porque cuando desobedecemos a Dios él se aleja de nosotros y ese es el vacío que se siente. Porque las cosas materiales no pueden llenar el espacio que corresponde al área espiritual.
Vemos un caso más de las consecuencias de desobedecer a Dios y que esto enferma y afecta nuestro espíritu.
La depresión, el estrés, la locura, la ansiedad, la esquizofrenia, la ira descontrolada son enfermedades mentales y son enfermedades espirituales que ningún médico o medicina humana pude curar, lo que hacen  los tratamientos humanos es dar somníferos, calmantes, sedantes donde dopan a la persona y mantienen al ser humano en un estado de somnolencia para evadir la situación, pero sin esto volverá a su estado crítico.
La biblia finalmente habla de la ansiedad “estrés”  de dos distintas maneras: la ansiedad es producida por un una preocupación innecesaria y debo reconocer ante Dios que estoy preocupado de una manera exagerada y pedir a Dios que me ayude y quite de mi ese espíritu de ansiedad que me está afligiendo. 
1ª pedro 5:7
Debemos enfocarnos en la esperanza que Dios nos dio de una vida nueva luchando por conservar el gozo y la paz que Dios nos vino a dar mientras viene por nosotros y así poder soportar las aflicciones. 2ª corintios 4:16-18

Mateo 11:28. La invitación de Jesús, venid a mí que yo os hare descansar, es una receta para curar las enfermedades físicas, mentales y espirituales. A pesar del mal proceder del hombre y que hemos traído el dolor hacia nosotros mismo pero Jesucristo se compadece de nosotros, en el podemos encontrar ayuda; Dios hará cosas grande y beneficiosas a quienes lo obedecen.

El amor de Dios es una fuente que da salud a cada una de las partes vitales, como el cerebro, el corazón, y los nervios; da vida a nuestro ser, libra el alma de culpa y tristeza de ansiedad y congojas que agotan las fuerzas de la vida, si permanecemos obedientes a las leyes y normas de Dios vendrá la serenidad y la calma y un gozo implantado dado por el espíritu santo de Dios Isaías 45:22.  1ª Juan 1:9.  Jeremías 31:3.

EN LA LENGUA ESTA LA VIDA Y LA MUERTE.
·         Enfermedades crónicas como el cáncer, diabetes, presión alta, asma, artritis Deuteronomio 28:21-22.
·         Desintegración familiar como: divorcios, adulterio, homosexualismo, incapacidad de concebir, alcoholismo y drogadicción Deuteronomio 28:41.
·         Pobreza continua; vemos casos de personas que nunca son bendecidas y viven en una continua pobreza, si usted ha visto una de estas indicaciones es señal de que hay una maldición generacional operando. Deuteronomio 28:17-29.
PECADOS CONSIENTES E INCONSCIENTES:
Los Creyentes podemos pecar contra el señor de una forma consiente del pecado o de una forma inconsciente:
Pecado inconsciente: es el pecado que se comete por que no nos damos cuenta o ignoramos que lo estamos haciendo ofende a Dios.
Pecado consiente: es aquel que se comete voluntariamente, sabiendo que este mal hecho ante Dios; cuando pecamos en una misma área de continuo estamos abriendo puertas a las huestes de maldad y potestades, para todo pecado voluntario hay un espíritu o demonio y este viene a operar en el área específica de nuestra debilidad. Tenemos como ejemplo la ira:
1ªreyes 21:1.  1ª reyes 16:29; 22:40.

         Acab y Jezabel son dos ejemplos de pecado con intención o   pecado voluntario; fueron personas entregadas a la lujuria y soberbia porque deshonraron a Dios haciendo todo lo malo ante los ojos de Dios y abusaron de su autoridad, sirvieron a otros dioses, Acab nunca asumió la autoridad para tomar decisiones y Jezabel fue una persona imponente, soberbia, caprichosa y dominante, en ellos hubo lujuria y fornicación, mataron a muchos profetas del Señor. Jezabel era una mujer ambiciosa, de carácter imponente, y Acab de carácter débil nunca asumió su autoridad y adoro a 1ªReyes 21:1-29.

Vemos como estos dos sujetos dominados por los deseos de su carne cometieron a Dios ofensas muy graves, pero también vemos la misericordia de Dios cuando alguien se humilla y reconoce su error como lo hizo Acab; Dios no rechazo su corazón contrito y humillado. Pero como dice en.
éxodo 20:5 Dios perdona al pecador pero tiene que castigar el pecado, así como perdono a David pero sus hijos tuvieron que pagar las consecuencias; Acab como se humillo y reconoció su pecado y pidió perdón y ofreció ayuno, Dios lo perdono pero sus hijos pagaron con muerte todos.

En cambio Jesabel no se arrepintió y su muerte fue trágica.
Veamos las señales del pecado que tuvieron estos dos sujetos:
Cuando alguien se encuentra atado por el enemigo y no lo deja cumplir con lo que manda Dios, reconozcamos ataduras de esta clase de enfermedad espiritual  para tener impedimentos de servir y adorar a Dios:

·         El creyente tiene ligereza al pecado “desobedecer”
·          En su comportamiento sufre de berrinches, mal humor y desanimo.
Si es el hombre ve a su esposa como una mama para que tome decisiones, le deja toda la carga en cuanto a disciplinar a los hijos no asume el liderazgo.
Le atrae una mujer que tome e mando.
Le da excusas para cometer adulterio.
Actúa irresponsablemente.
No asume compromisos en la relación, evita asumir responsabilidades.
Pone por encima los amigos antes que sus deberes familiares
Duda de sus propias habilidades
No le gusta usar su autoridad dada por Dios ni tomar
decisiones
Incapaz de hacer frente a los problemas de su esposa y no la escucha, a cambio intenta complacer a su esposa dejándola hacer lo que ella quiera
Para estas personas todo lo forman competencia
Sus metas son la riqueza, el éxito, la posición, la codicia.
Juegan el juego de adivinación: cuando se les hace un reclamo contestan: ¿Qué hice yo? ¿Cómo puedo complacerla?
Definitivamente no quiere guiar pero critica a aquellos que lo hacen.
Es pasivo
Se siente inadecuado para mantener su familia, se frustra y deja tirado todo.

ATADURAS O IMPEDIMENTOS:
Señales de necesidad de que Dios sane el alma del creyente:
No oran en familia
No bendicen y dan gracias en la mesa al comer
No leen la biblia en voz alta
No dicen el nombre de Jesús
No levantan las manos al orar

Todas estas señales son símbolos de enfermedades espirituales las cuales nunca les prestamos atención por que estamos enfocados de cuidarnos de cosas mas graves según nuestra propia opinión, pero el señor nos avisa de estas cosa, nos dice que si en lo pequeño le somos fiel entonces así el en lo mucho nos pondrá, pero si no podemos cumplirle estas pequeñeces como podremos hacerlo en lo que realmente es grave. Mateo 25:21,23.

El que no reconoce sus fallas le domina un espíritu de soberbia que lo lleva a la ira y la biblia define la ira como una obra de la carne y cuando dejamos que la ira se albergue en nuestro corazón y dejamos pasar el día sin buscar el perdón de Dios por este pecado de amargura y nos vamos a dormir así sin ponernos en paz con Dios, esto se va convirtiendo en rabia, resentimiento, y esto abre puertas para que el enemigo maneje nuestros pensamientos, impulsos, sentimientos y
cuerpo.

Un acto de desobediencia continuo, sabiendo que esto no le agrada a Dios, es ofender aún más a Dios tomando la palabra de Dios para justificar nuestros actos en vez de tomar  la palabra para reconocer que estamos siendo atacados e influenciados por el enemigo y buscar rápidamente en clamor a Dios nuestra liberación y sanidad espiritual.

Hay que cuidarnos de las acciones de la carne y pedirle a Dios que nos del discernimiento de todo lo correspondiente a esta nueva vida y que nos ayude a creer lo que él nos cuenta de esta guerra espiritual, que nos ayude a perdonar, porque la ira es por falta de perdón y la imprudencia de muchos. Mateo 18:18.

Todos los actos de la carne son incitados por los espíritus que
 gobiernan este mundo como lo dice en efesios; repasemos las influencias de las huestes de maldad  gálatas 5:19-21
Adulterio
Fornicación
Inmundicia “homosexualismo”
Lascivia
Idolatría
Hechicería
Enemistades
Pleitos, celos, ira
Contiendas
Disensiones
Herejías
Envidias
Homicidios
Borracheras
Orgias
Ninguno de estos estados nos pertenecen, son la clase de dominios de las huestes de maldad que rigen el mundo y no tienen ningún poder sobre nosotros los creyentes, no nos pueden manejar, a menos de que se los permitamos, obedeciendo cada una de estas influencias por voluntad propia.
El hombre tiene una idea errónea sobre los demonios y huestes de maldad y por eso el enemigo se está apoderando cada vez más del terreno de la iglesia.

Lucas 8:2 Jesús saco siete demonios que dominaban a María Magdalena, esos son los siete pecados capitales, conozcámoslos: lujuria, gula, avaricia, ira, envidia y soberbia, son un conjunto de vicios influenciados por las huestes de maldad.

CONOZCAMOS SU SIGNIFICADO:
Lujuria: ha sido definido como un demonio que ínsita a los pecados obsesivos y excesivos en pensamientos o en físico, en relación del acto sexual también provoca desbocar todos los deseos carnales que habla en gálatas.
Gula: es el consumo excesivo de comida y bebida y también se relaciona a todo acto excesivo de comportamientos inadecuados, la biblia también le dice glotonería, en cuanto a expresiones y dichos mundanos “palabras ociosas”
Avaricia: es un pecado que va de la mano con la lujuria y la gula, pero en el aspecto de las riquezas materiales.
Pereza: es la tristeza de ánimo, esta atadura impide cumplir con los compromisos y responsabilidades espirituales cuando toma poder en una persona la lleva a incumplir también sus responsabilidades y compromisos materiales, lleva a una pobreza absoluta tanto espiritual y reflejándose en lo material.

Ira: es un sentimiento no ordenado ni controlado de amargura que va produciendo odio hasta producir le desmembramiento del cuerpo de Cristo y de la familia “desintegración familiar”.

Envidia: esta va de la mano con la avaricia, esta clase de avaricia es producida o activada en cada ser humano solo cuando ve algo en otro, no es envidia de tener o surgir por si solo si no por tener lo que el otro tiene, o hacer lo que el otro hace, en cuestión de posición, popularidad, y siente que a él
le hace falta.

Soberbia: es un espíritu de orgullo y deseo de ser más importante o atractivo que los demás, es un impulso de sobresalir y nunca cree equivocarse, busca siempre tener la razón y cuando pierde no reconoce su falla, ni escucha la opinión de otro, no perdona las ofensas y errores de otros contra él; guarda el resentimiento y cierra la oportunidad de entender a otro y justificarlo, siempre se justifica a si mismo y tiene una excusa para todo. Es considerado el más grave de todos los seis anteriores y fuente de todos, abre todas las puertas a las huestes de maldad y gobernantes de las tinieblas.
Produce estos otros seis comportamientos del hombre:

·         La desesperación de salvarse o “bautizarse”
en un estado de crisis como “esquizofrenia” que siente que debe ser ya o después se arrepiente y no se bautiza.

·         El presumir que se puede salvar sin necesidad de sacrificios, ni negaciones a las cosas del mundo, “ni dar el paso de bautizarse en el nombre de Jesús”.
·         Contradecir la palabra de Dios, altercar y objetar anteponiendo su opinión por encima de lo que Dios manda.
·         La envidia en el sentido de sentir amargura porque otro tiene o hace algo, que él no puede hacer o tener.
·         La terquedad de persistir o mantenerse en la desobediencia “pecado”
·         Dureza de corazón para arrepentirse del pecado y esto lo sostiene hasta la muerte.
Estos comportamientos son incluidos por las huestes de maldad en el hombre para ofender directamente a el espíritu de Dios, porque se cometen  directamente contra él y estos
 son contrarios a lo que pide Dios en cuanto a ser bondadosos.

COMO VENCER Y SALIR DEL DOMINIO:
Lo contrario de la soberbia: HUMILDAD
Lo contrario de la avaricia: GENEROSIDAD
Lo contrario de lujuria: CASTIDAD; abstenerse de todo goce carnal ilícito
Lo contrario de la ira: PACIENCIA, esto es la capacidad de  padecer o soportar algo sin alterarse.
Lo contrario de la gula: TEMPLANZA, esto es ser moderado, sobrio, tranquilo y contenerse.
Lo contrario de la envidia: CARIDAD, esto es auxiliar y prestar ayuda a quien lo necesite, ser solidario con el que sufre y gozarse con el que se goza.
Lo contrario de la pereza: DILIGENCIA o prontitud, fervor o
celo ardiente hacia las cosas de Dios, entusiasmo y amor para
 hacer lo que Dios pide.

Podemos conocer qué clase de demonios hablaba Jesús en el evangelio de san Mateo y san Lucas y que clase de demonios saco de María Magdalena, estos siete demonios que algunas personas podrán identificarse si los tienen.

Estamos tan acostumbrados a ellos que el ser humano se niega a creer que necesitamos entrar en el conocimiento de lo que Dios nos dejó escrito para poder avanzar en este camino espiritual al cual Jesucristo nos invitó a conocer para que ya no seamos presa fácil de satanás y su legiones marcos 2:17.

¿DÓNDE MORAN ESTAS POTESTADES Y HUESTES DE
 MALDAD? Efesios 6:12.
Ellos están en la atmosfera, un mundo paralelo al nuestro, ellos divagan en este mundo, en las tinieblas y buscan invadir y habitar los cuerpos de las personas, ellos pueden tener acceso a las personas solo si se les abre la puerta y esta es la desobediencia a la voluntad de Dios; empiezan poniendo pensamientos en nuestra mente para que nos inclinemos a sus ideas, nos seducen ha hacer todo lo contrario a la voluntad de Dios dándonos justificaciones a favor de inclinarnos diciéndonos que no es tan malo, poniéndonos a decir que es malo o que es bueno ante nuestros ojos.
Pero la biblia nos enseña que nos llamo a tener en cuenta en nuestra vida y decisiones que lo que es bueno o malo pero ante los ojos de Dios y para poder tomar la mejor decisión es necesario tener el conocimiento y descernimiento de lo que Dios quiere y me pide.

La intención de las huestes de maldad y gobernantes de las  tinieblas no es solo tomar el control de las mentes y cuerpo del hombre, buscan poseerlo por completo como con el endemoniado gananeo. Marcos 5:2-20. Marcos 9:17-29.  Mateo 12:43-45

Cuando Jesús que estos géneros solo pueden salir con oración y ayuno, indica que como hijos de Dios debemos estar consagrados a Dios, sujetos en cuerpo y mente para poder tener la autoridad y respaldo de Dios para estos casos Lucas 4:33-35; Marcos 1:23; Mateo 4:23-24.

Pero un cristiano nunca podrá ser poseído por demonios porque su vida ya es de Jesucristo a menos de que peque apostatando.            
1ª Timoteo 4:1-5. Esto es dejar de creer en lo que Dios nos dice a través de su palabra y apartarse de la fe en Dios para creer en otras doctrinas  o teorías humanas que van en contra de la fe de Dios y que no dan reconocimiento a Dios como creador y salvador después de haber conocido la verdad del evangelio de Jesús y desecharla creyendo que no se necesita vivir el evangelio puro para salvarse.

Como cristianos debemos ordenar a esas huestes espirituales, de ira, de lujuria, lascivia, pereza, soberbia, etc. mateo 4:1-11.

Santiago 4:7. Que salgan de nuestra mente y corazón, porque es cierto que no nos pueden poseer pero si nos pueden controlar si nos descuidamos. A cuantos los maneja la ira, eso se refleja en la falta de tolerancia para soportar a otros su fallas; a cuantos los maneja la pereza espiritual, no los deja estudiar para crecer a nivel personal, con la justificación de que así estamos bien, que por que oramos y Dios nos responde, nos a ayudado muchas veces, nos a sanado muchas veces etc.
1ª Pedro 3:21; 1:22; 1ªCorintios 6:19-20.
1ª juan 3:3.

El conocer bien a Dios y seguir este camino no tiene nada que ver con los favores de nuestro señor, pues el prometió ayudarnos.
¿Pero y donde esta nuestra parte? El no solo quiere
 sacarnos de aprietos, el quiere que crezcamos para que aprendamos a gobernar nuestra vida sin que el enemigo nos esté afligiendo por falta de conocimiento. Proverbios 2:6; 24:14.  Isaías 11:2. 
Daniel 1:17.   Oseas 4:1,6; 6:6.  Lucas 1:77  
1ª Corintios 8:1,7.  Colosenses 1:9-10.
2ª Pedro 1:5-8,18.  Efesios 3:19.

Dios nos invita a crecer en el conocimiento de Jesucristo, esto es buscar conocer más a nuestro creador y salvador el señor Jesucristo, pero no en el sentido de conocer la palabra para predicarla porque si solo estudiamos para predicar, pero no dedicamos el estudiar para entender en que me identifico, para examinarme si estoy haciendo, viviendo o pensando como Dios lo espera, pues corro entonces el riesgo de que me envanezca con el conocimiento.

En el estudio de la palabra de Dios debo  buscar:
Conocer su voluntad
Entender su amor para conmigo
Auto-examinarme si estoy correspondiendo a su amor y llamado y si estoy asumiendo los compromisos que adquirí como hijo de Dios
¿Será que Dios puede decir de mi lo que dijo de Job.
Job 1:1,5. Hacemos, sentimos y vivimos para Dios, o el señor estará diciendo de nosotros como dijo del rey.
1ªsamuel 15:35 que el señor se arrepintió de haber puesto a Saúl como rey 1ªJuan 3:3.

OTRA FORMA DE MANIPULACIÓN DEL ENEMIGO:
Levíticos 20:7. Todo aquel que conserve con dolor y venere en sitio de honor imágenes de un ser fallecido y se niegue a desprenderse de los recuerdos tanto materiales o de pensamiento y le sea difícil aceptar la partida de ese ser querido, está fallando a Dios porque es una forma de invocar a los muertos; el que dedica poemas o canciones a los seres fallecidos es otra forma de invocar a los muertos y está abriendo puertas a los demonios; en estos casos debemos acudir a consuelo y fortaleza que Dios nos brinda, por eso es tan necesario conocer a Dios, para no provocar su ira por la ignorancia que hay en nosotros y el enemigo maneja estas mentes débiles para conducirlas al ir razonamiento de la realidad.

Números 16:22-24 la amistad con los del mundo nos
 conduce a la aceptación del pecado ajeno y el juicio que viene para ellos también llegara para nosotros, porque para Dios esto es aceptación del pecado “o desobediencia” ajeno.
2ª Juan 10-11.

Esto no indica que no se les deba hablar o saludar, a lo que se refiere es que cuando compartimos tiempo con ellos es para darles un concejo o
motivarlos para que piensen en su salvación, para exhortar con amor o que reciban a Cristo en su corazón, para doctrinarlos dando a conocer a Cristo y su salvación, para que reciban vida eterna y perdón de Dios par darles a entender que vivir alejados de Dios es pecado.

Pero cuando el cristiano hace amistad con los del mundo, casi siempre el inconverso toma la palabra y cuenta todo lo que hace y piensa etc. y el cristiano por falta de conocimiento se involucra en la conversación a opinar humanamente y no habla ni hace participe al amigo de sus actividades como algo normal y hace sentir que nosotros no tenemos vida activa y creemos que evangelizar es algo de un acto especifico.

Resultamos contaminados por que al dejarlos hablar y no dar un comentario o un concejo con la palabra de Dios si no que me dejo envolver en el chisme, critica, murmura, etc. y no doy a conocer lo que Dios piensa de eso y guardo silencio para que así no critique a nadie; el solo haber callado y dejado que otro juzgue o haga gestos de fastidio a otro y no lo corrijo para que no se enoje conmigo ya estoy pecando ante Dios, porque calle la verdad de lo que a Dios no le agrada.
Romanos 1:18
1ª Timoteo 4:1.
cuando se le cambia el sentido de la palabra de Dios para usarlo para justificar los actos que nos están corrigiendo, la palabra de Dios solo debe ser para enseñar la verdad, para corregirse a uno mismo, para reflexionar de un error, y reconocer que es Dios hablándome y mostrándome y error, aunque su palabra nos dice que somos justificados es realmente el quien nos justifica por nuestras condiciones humanas pero no es para que nos justifiquemos y todavía usarlo a el para justificarnos en vez de prestar atención a lo que nos están diciendo, pues si decimos que no estamos mal, la palabra de Dios dice que el viene por los pecadores ósea por los desobedientes para enseñarnos a ser obedientes y el que diga que no es pecador pues simplemente se está negando la oportunidad de que Dios lo limpie y libere del dominio de satanás. Marcos 2:17. Lucas 5:32 Proverbios 4:23; 23:23.  Hebreos 2:3-4.   1ª Tesalonicenses 5:8.  Filipenses 1:28.  Romanos 13:11.  Juan 6: 60-71.

Pero para lograr estar vigilante debo conocer bien la verdad de Cristo, para saber cómo estoy andando y saber e identificar los ataques del enemigo y como defendernos, es por eso que Jesús nos dejó la armadura de Dios.

Efesios 6:10-18    2timoteo 2:15
Nos aconseja vestirnos, es decir aplicarnos los concejos de su palabra, tener en cuenta sus advertencias y enseñanzas, solo así podremos resistir a los ataques del enemigo. Conozcamos como se usa la armadura:

PRIMERA PIEZA: LA VERDAD.
Efesios 6:14 
Primero que nada no se nos debe olvidar la verdad que hemos conocido de su palabra a la cual el señor nos a permitido entender en todos estos temas que hemos visto, y hemos comprendido quien es Dios y para que fuimos llamados y escogidos y de quien nos debemos cuidar; ahora como usamos la verdad para la batalla contra el enemigo debemos sujetar en el nombre de Jesús todos nuestros pensamientos, deseos, impulsos, emociones a la verdad, a la realidad de que debemos obedecer por encima de lo que pensemos o deseemos de modo humano debemos obedecer a Dios por
 encima de los deseos de esta carne.
Proverbios 4:1-27 Proverbios 7:10.
Juan 8:31-32.

SEGUNDA PIEZA: LA CORAZA DE LA JUSTICIA.
Efesios 6:14.
Estemos firmes en la verdad actuando con la justicia de Dios, siendo equilibrados y no actuar por los deseos de la carne, ni por emisiones mucho menos por los impulsos.
Manteniendo el pensamiento firme en lo que hemos aprendido, sin olvidar que estamos aquí de pasada por que nuestra ciudadanía está en los cielos, así que no nos debemos dejar distraer por las cosas que ofrece este mundo. Pues Dios quiere que nos preparemos para partir con él en cualquier momento, bien sea que el venga o por medio de la terminación del ciclo de vida.
Filipenses 3:14-15,20-21.
1ª Timoteo 6:7-8,11-12,14,19-21.

TERCERA PIEZA: CALZADO LOS PIEZ. 
Efesios 6:15. 1ª Juan 2:6.
Debes tener la disposición de prepararte para vivir el evangelio del Reino de Dios, viviendo en paz y armonía obedeciendo la voluntad de Dios, reflejando a Cristo en toda mi manera de vivir, ser más como Jesús, contagiar a todos del amor y la humildad de Jesucristo en mi vida.

Cuando dice calzado los pies nos da a entender que me debo
aplicar primero todo lo que Dios me enseña a través de su
palabra antes de pensar en predicárselo a otro.
Y después de permitir que Dios haga su obra en mi vida y transforme todo mi ser, para ser testigo de su poder y testificar a otros que su palabra es verdadera y de poder.

CUARTA PIEZA: EL ESCUDO DE LA FE. Efesios 6:16.
El escudo de la fe es creer siempre en que yo debo hacer lo que él me pide que haga, siempre debo estar confiando en los consejos e instrucciones, en constante confianza en momentos de dificultad o enfermedad, sabiendo que si estoy
 haciendo lo que él me pide, él es fiel y me ayudara.
1ª Pedro 5:8-11. 1ª Juan 5:4-5.
1ª Pedro 3:1-18. 1ª Juan 5:20-21.

QUINTA PIEZA: EL YELMO DE LA SALVACIÓN.
 Efesios 6:17.
El yelmo de la salvación tiene que ver con nuestros pensamientos, debemos conocer todo lo relacionado con mi salvación.
Todas las enseñanzas de Jesús que nos guían hacia él.
 Mi salvación no solo trata de mi alma, al bautizarse aseguramos la vida eterna, pero también trata de mi humanidad, Jesucristo también quiere salvarnos de los sufrimientos, amarguras y enfermedades, que el enemigo quiere atormentarnos en todo tiempo.
Como ya somos salvos entonces quiere torturar este cuerpo hasta llevarlo a la derrota, y presionar hasta lograr que vuelvan al mundo para oprimirlo emocionalmente, físicamente porque a él le sirve más un cristiano derrotado que un cristiano muerto.
Porque así damos mal testimonio y somos usados como tropiezo para que no entren otros a la salvación por culpa de nuestra debilidad al devolvernos al mundo.
 Por eso cuando sintamos que las debilidades están tomando poder en nuestra vida, debemos clamar e invocar su nombre y resistir hasta que Dios nos saque de nuestra debilidad.
Mateo 4:1-11.
Y si alcanzamos a caer y le fallamos, él es bueno y siempre
 está dispuesto a perdonarnos, si nos arrepentimos y nos
apartamos del pecado.
Por eso debemos conocer bien todo lo relacionado a nuestra salvación.
Saber bien que proceso debo pasar para ser salvo, como cuidar mi salvación, y como regresar y purificarme en caso de que haya caído en pecado.
1ª Juan 2:1. Proverbios 24:16.
Salmos 118:13. Juan 10:27.29.
1ª Juan 3:1-24.
Y cuando el enemigo viene a persuadir esta parte humana, Jesucristo nos defenderá por medio de su palabra, para ayudarnos a salir del dominio del enemigo, hablándonos a nuestra mente o alma con su misma Palabra, por eso están importante memorizar su Palabra en todos los pasajes donde nos habla de sus mandamientos e instrucciones para nuestra nueva vida.
Y usarla para corregirnos a nosotros mismos en el momento que se necesite en vez de usarla para justificar el pecado en nosotros.

SEXTA PIEZA: LA ESPADA DEL ESPIRITU.
EFESIOS 6:17.
Nuestro señor pensó en todo dejándonos su Palabra la cual no debemos separarnos de ella, pues necesaria para nuestra defensa contra los engaños del enemigo que siempre está seduciendo nuestra parte humana, y sin ella no podremos ganar la batalla.
Es la fuente por donde Dios nos habla cada día a nuestra vida.
Después de conocer su palabra para edificación de lo que significa el proceso de la salvación, la debemos seguir consultando para lograr la perfección en la obediencia, buscando sus consejos para nuestro diario vivir en cuanto a lo personal.
Y para ayudar a otros en su propia lucha contra el mal que hay en el interior de cada uno de nosotros.
Porque cada consejo que demos o cada cosa que hagamos deben ser conforme la voluntad de sus normas ye instrucciones para nuestra vida.
Su Palabra debe permanecer en nosotros porque de esta forma estamos caminando con Dios y lo estamos teniendo en cuenta, porque como vamos a consultarlo o como vamos a ayudar a otro si no tenemos su Palabra con nosotros para defendernos de nuestros propios pensamientos.
Génesis 3:24. Mateo 26:51.

La Palabra de Dios no es para ser usada de forma agresiva sentenciando a otros por medio de la Palabra, ni mucho menos para atacar a otros, esta es una forma que no le agrada a Dios, él nos la dejos para ayudarnos a nosotros mismos y ayudar a otros, aconsejándolos o corrigiéndonos con amor y paciencia.
Lucas 2:35. Romanos 13:4. Hebreos 4:12. Hebreos 11:34. Apocalipsis 2:16.

Esta palabra sirve para liberar o atar, sana o dañar, confundir o dar claridad, para juicio o misericordia, todo depende de cómo la usemos, tenemos que dedicar tiempo para conocerla, y comprender sus mensajes a nivel personal, de querer conocer este camino y como me  conduce a Dios, si voy bien o voy mal.
Porque si solo se usa para predicar o para juzgar a los demás, el enemigo lo puede estar usando en cualquier momento para causar daño a otros usando citas de sentencia y castigo para que se aten unos a otros.
Y recordemos lo que nos ha enseñado Jesús la pelea no es entre nosotros, la pelea es contra el verdadero opresor, y usar la Palabra de Dios para dar luz y claridad, para bendecir con la libertad y sanidad al conocer la verdad de Cristo.

SEPTIMA PIEZA: LA ORACIÓN.
Efesios 6:18.
Es el medio que Dios me dejo para hablar con él, y buscar su presencia en los momentos que necesite desahogarme con un amigo, el me ofrece ser mi consejero, y me promete darme nuevas fuerzas.
Es un espacio de meditación para encontrarme con mi yo interior y sentir la presencia de Dios,  es entrar en el lugar santísimo, es algo más que una simple oración donde yo le pida algo.
La oración es para entrar en ese lugar y abrasarme a él las veces que lo necesite, y mostrarnos tal como somos en busca de una paz que solo él nos puede dar, muy independiente de si nos ayuda a solucionar las adversidades, es para decirle que necesito sentirlo para poder soportar lo que estamos viviendo y que lo único que se quiere es saber que contamos con su compañía.
Aquí es donde recibimos la renovación de nuestro espíritu, y
somos llenos de su Espíritu que nos da fuerza y gozo para continuar con la batalla.
También es para pedir por la iglesia de Dios para que los llene de su Espíritu porque solo así seremos vencedores.
Esta es la clase de oración que nos recomienda el Señor en su Palabra orando en el espíritu con toda suplica.
Es necesario para la victoria en esta guerra espiritual, única y exclusivamente para pedir por liberación de ataduras, adicciones, contiendas, envidias, rivalidades, y todas las opresiones del área espiritual por las que se esté pasando.
Es una oración muy distinta a la de pedir por necesidades
materiales.
Santiago 1:6. Salmos 68:18. Santiago 5:16. Mateo 18:19.
                                 EL AYUNO:
Isaías 58:1-14.
El ayuno es una forma de guerra espiritual contra nosotros mismos, es una batalla de superación, y eso tiene que ver con la liberación del alma.
También es una forma de disciplinar nuestra parte humana, para que se sujete a nuestra parte espiritual, es para ganar la batalla de la liberación del dominio de Satanás sobre nuestra carne, y rescatarla para que se sujete a la voluntad de Dios.
Y así tener dominio propio sobre nuestra humanidad, esta es una cualidad del fruto del Espíritu Santo, que todo cristiano debe tener y desarrollar, es luchar contra nuestro propio yo que se revela a sujetarse a la voluntad de Dios.
Es de disposición  y de entender que el ayuno es para la lucha personal en el deseo de romper toda cadena y salir del dominio que ejerce satanás sobre mi carne sujetándola a pasiones desordenadas tales como:
Soberbia, intolerancia, resentimiento, avaricia, envidias, murmuraciones, chismes, celos rivalidades, contiendas y haciendo acepción de personas para dar un buen trato, todo lo relacionado con los frutos de la carne.
 El ayuno también se puede hacer en forma colectiva para la liberación de la iglesia buscando lograr tener una mejor armonía y comunión espiritual.
Pero el ayuno es algo que cada cual debe hacerlo por voluntad propia, en cuanto a tomar la decisión de creerle al Señor de salir del conformismo espiritual para lograr una vida espiritual de avivamiento donde buscar su presencia y alabar su santo nombre junto con el deseo de vivir para obedecer su voluntad sea nuestra pasión.
Principales razones para ofrecer ayuno.
Colosenses 3:5-25.

Para mejorar la actividad espiritual “asumir los compromisos con Dios”
Para aprender a sujetar la carne a la voluntad de Dios.” 0bediencia”
Aprender a dominar nuestro carácter.” Salir de los deseos de la carne”
Para ser más sensible y desarrollar el fruto del Espíritu.
Ara perfeccionarnos en la santidad.
Para fortalecernos en la vedad de su palabra.
Para que nos ayude a iniciar la guerra contra el mal que hay dentro de nosotros.
Para mantenernos unidos al cuerpo de Cristo.
Por liberación de apetitos carnales.
Gálatas 5:19.  1ª Corintio 6:9-10.
El ayuno debe ir acompañado por la lectura y meditación de la palabra de Dios según el motivo por el cual se está ayunando.

El ayuno es cambiar el alimento material o físico por alimento espiritual, si no me alimento con pasajes referentes al motivo de mi ayuno para edificarme en cuanto a las consecuencias de mi debilidad o impedimento y el cómo debó salir de mi estado bien sea de la pereza espiritual,  y solo me dedico a la oración estoy limitando el trabajo de Dios y solo estaré aguantando hambre.
Porque su palabra es la que trae libertad y sanidad.

Debemos permitir que Dios obre por completo limpiándonos con su palabra, y mostrándonos que esta humanidad no necesitara de alimento solido mientras estemos edificándonos con su palabra porque se cumple  su palabra donde dice, no solo de pan vivirá el hombre sino de toda palabra que salga de la boca de DIOS.

Esta palabra me fortalecerá en cuanto a mostrarme la salida y mi espíritu será fortalecido para que tome dominio sobre mi carne,
El propósito es enseñarle a nuestra humanidad que ese día no vamos a darle nada y que se mantenga con el alimento espiritual de la Palabra de Dios, y comprobaremos como se sujeta nuestra humanidad y Dios dará la victoria.
Esto es el inicio del hombre exterior que es nuestra humanidad, con el hombre interior que es nuestro espíritu.
Tú puedes en el nombre de Jesús controlar los apetitos de tu humanidad, y llevarlos sujetos a la obediencia de la voluntad de Dios, a medida que vamos negándole el alimento físico y alimentándonos con el alimento espiritual pronto estaremos sensibles a las cosas del espíritu, esta disciplina se hace con el propósito de educar nuestro hombre exterior a la nueva vida en Cristo.
Podemos pasar todo un día o dos sin probar alimentos sólidos desde que nos estemos alimentando con la Palabra de Dios edificándonos según sea el motivo del ayuno,  si de pronto nos da dolor de cabeza o nos acosa el hambre, solo debemos reprender nuestra humanidad ordenándole a nuestro cuerpo que se tranquilice y que no sea caprichoso y que se espere hasta el tiempo programado para un efectivo sujeta miento.
El ayuno mínimo debe de ser de un día completo para mayor resultado.

Jesús estuvo 40 días en ayuno, y Daniel ayuno 21 días y Dios los respaldo.
Así que a nosotros también nos respaldara si queremos ser unos guerreros, esta ofrenda o disciplina espiritual es para los que quieren servirle a Dios con sus vidas apartándose de las costumbres y deleites  que ofrece este mundo, solo así será renovado nuestro pensamiento y seremos transformados para vivir apartados para Dios, para que el Espíritu de Dios tome control y gobierne todo nuestro ser.
Los demonios van a tratar de molestarte desanimándote,
 distrayéndote, para que no llegues a la meta y tu oración se desvíe del propósito verdadero, cuando estés ayunando por alguno de los motivos de sujetar tu carne y disciplinarla te debes limitar a pedir solo eso si quieres ver resultados no debes pedir por ninguna otra cosa más.
Solo así vamos a ganar entregando el gobierno de nuestra vida a Jesucristo.
1ª Pedro 3:21. Romanos 8:1-11. 2ª Corintios 10:5-6.

Si no le exigimos a nuestro cuerpo jamás llegaremos a tener
las nuevos costumbres de vivir por las cosas del Espíritu, porque el cuerpo es perezoso y se resiste a la disciplina y a los cambios, pero si empiezas hoy dios te dará la victoria.
Citas sugeridos para la guerra espiritual en ayunos.
Efesios 4:16. Ayuno colectivo.
Mateo 4:2.   Ayuno prolongado.
Mateo 6:16. En la intimidad.
Mateo 9:14-17. Rompiendo ataduras.
Mateo 17:21. Géneros que necesitan ayuno y oración.
Lucas 2:37. Con todo nuestro ser.
Hechos 14:23. Tomar decisiones.
Hechos 13:3. Para bendición.
Lucas 21:34; 22:40. Para evitar tentación.
Romanos 13:13. Para ser honestos.
Mateo 6:13. Ayuda en la tentación.
Marcos 14:38. Ser librado de la tentación.
Juan 6:27. Para trabajar por nuestra vida espiritual.
Romanos 6:14,18,22. Para producir frutos de Santidad.
Romanos 14:17,20. Para no ser tropiezo.
1ª Corintios 3:17;6:19;10:13. Sujetar nuestra carne.
2ª Corintios 3:17;5:16;71;10:3. Para la llenura de su Espíritu.
Gálatas. 3:3;5:1,13,16,17,19-24;6:8. Sujetar nuestra humanidad
Efesios 2:3;6:10. Fortalecimiento espiritual.
Filipenses 3:3;4:13. Para aumentar la confianza en Dios.
2ª Timoteo 1:7. Para dominio propio y amor.
Hebreos 3:8. Ayuda para aceptar su corrección.
Santiago 1:12. 1ª Pedro 2:16.;4:2, 2ª Pedro 1:6;2:9, 1ª
 Juan 2:16. Para que nos ayude a disponernos para su servicio.
Daniel 9:3-19. Para perdón por ofenderlo y pecar.

Si somos constantes en practicar esta disciplina obtendremos como resultado el fruto del Espíritu Santo, conozcamos como nuestro carácter se moldea cuando el Espíritu de Dios habita en nosotros después de esa limpieza espiritual por medio del ayuno y la palabra de
Dios.

EL FRUTO DEL ESPÍRITU SANTO:
Gálatas 5:22-23. Romanos 8:9.
El Espíritu es la señal que Dios nos dejó para que cada uno sepamos cómo estamos delante de Dios, si ya estamos viviendo en el espíritu o no.
Cuidado  con ser un falso profeta o falso cristiano.
Mateo 7:15-20.
El señor por medio de este cita nos da una herramienta de saber si el mensaje que me están predicando es de parte de Dios la interpretación que le están dando a su palabra o es una interpretación carnal, también yo debo cuidarme de no estar siendo un falso profeta.

El falso profeta es aquel que usa la palabra de Dios para predicarles a los demás pero no vive la palabra.
El falso profeta es aquel que usa la palabra de Dios para
 justificar sus actos injustos o errores, en vez de reconocer su
error.
El falso profeta es aquel que usa la palabra de Dios y la predica acomodando su interpretación a sus intereses e ideales o proyectos, y no se sujeta ni enseña a sujetarse a lo que Dios nos pide, tengamos en cuenta que la palabra de Dios es espiritual así que su descernimiento debe ser para crecer en las cosas espirituales y no acomodarla a lo terrenal.
2ª Pedro 2:1-3.
Cuando se leda a la palabra de Dios una interpretación carnal la señal es que nos irá conduciendo cada vez más a aferrarnos a las cosas de este mundo, y a proyectarnos a conquistar títulos de estudio, buscar obtener una mejor posición económica, estar a la moda en el vestir, etc.
En una sola palabra en vez de ir desprendiéndonos de las cosas de este mundo nos vamos obsesionando más con la excusa que somos los hijos del Rey, y que como somos hijos del Rey tenemos derecho a tener lo mejor.
Pero eso no es lo que Dios nos vino a predicar, él nos dijo que
 estamos en el mundo pero no somos del mundo. Juan
 17:14-17.

Mateo 4:1-11. Aquí vemos que Jesús uso la palabra correctamente para salir de la tentación que le ofrecía satanás a su carne, él no uso la Palabra para acomodarla y poder ir tras lo que le ofrecía satanás por medio del mundo, No Jesús se sujetó a lo que la palabra de Dios lo envió a hacer.

Mateo 16:24-25. En este mensaje Jesús fue muy claro que debemos negarnos a los deseos de esta carne por insignificante que nos parezca, y nos dice que todo el que quiera buscar sus propios ideales conforme ofrece este mundo perderá su vida espiritual, y el que se niegue a complacer su humanidad por obedecer al pie de la letra lo que nos enseña Jesús encontraremos bienestar y vida en el Espíritu de Dios.
Mateo 6:19-34. Vemos que aquí en este mensaje es aún más claro y nos dice que no hagamos riquezas en este mundo sino que busquemos lo que realmente nos va a enriquecer y es dedicar tiempo para conocer su Reino y que andemos en
 él.
Porque haciendo esto él se encargara de suplir para nuestras necesidades de sustento aquí en este mundo. Y en:

Isaías 55:2.  Nos dice desde el antiguo testamento que el señor viene haciendo un llamado de reflexión, él nos pregunta por qué dedicamos más tiempo en buscar cosas que no aportan para nada a nuestro bienestar espiritual sino por lo contrario nos aleja de Dios y nos llena de cargas y opresión quitando el gozo del Espíritu de Dios que él ha puesto en nosotros.
Su invitación desde ese tiempo es buscar la forma de vivir en
 comunión con él desechando todo lo que nos distraiga del verdadero sentido del llamamiento de Dios.
La mayoría de cristianos han tomado el llamado de Dios para que los ayude a escalar los triunfos terrenales,  pero Dios no nos sacó del mundo para que sigamos tras las cosas del mundo y convertirnos en religiosos,  creyendo que con asistir puntuales a los cultos, participar en ellos y predicar, con eso ya estamos bien con Dios, no él nos sacó para que caminemos por caminos diferentes a los que caminan los que están en el mundo. 
¿O cuál sería entonces la diferencia entre ellos y nosotros?

Lucas 14:33. En este mensaje el señor nos dice que sus  seguidores deben renunciar a pensamientos y proyectos que vayan en contra de la voluntad de Dios, él no se está refiriendo en si a salir de los bienes materiales solamente porque hay muchos que lo han hecho pero siguen actuando y tomando dediciones según su manera de pensar y de ver la vida.
Lo que realmente nos pide es que nos despojemos de nuestro ego de seguir gobernando nuestra vida que ya no es nuestra por que hicimos un pacto el día que nos bautizamos prometimos morir para el mundo y vivir para Dios.
¿Y realmente estamos cumpliendo este compromiso estamos dejando que Dios gobierne nuestra vida?
Mateo 8:20. El Señor quiere que caminemos por fe confiando
que él sabrá qué hacer con nosotros, su ejemplo nos dio, el no vino a buscar un buen lugar para vivir ni escalo la mejor posición ni trabajo por obtener el mejor título, solo vivió para cumplir con lo que el Padre le encomendó, esto no quiere decir que no hay que trabajar para nuestro sustento pero ojo miremos que el trabajo de muchos no es solo para el sustento, sino que quieren tener las mismas cosas que tienen los que están sin Dios.
Los hijos del Rey tienen lo mejor si esto es verdad pero todo lo tenemos en el cielo de donde realmente pertenecemos aquí tenemos que vivir como vivió el Hijo de Dios el primogénito, sin vanidades y con mucha humildad, si él quiere añadir bien venido sea pero que no dediquemos nuestras fuerzas y tiempo en buscar una buena comodidad, acosta del tiempo que Dios requiere para enseñarnos las cosas por las que debemos vivir y no dejamos tiempo para practicar lo que nos enseña, no basta conocer su Reino y lo que a él le agrada hay que vivirlo.
Pensar más como Jesús pensó.
Buscar más los intereses que Jesús busco.
Comportarme más como Jesús se comportó.
Amar más como Jesús amo.
Vivir más como Jesús vivió.
Esto requiere de mucha práctica para que Dios nos perfeccione.
En una sola palabra, reflejar en mi vida el amor de Dios,
Así conocemos los que somos verdaderos profetas, o hijos, o cristianos y no falsos profetas.
1ª Corintios 13:4-13.  Si poseemos el amor de Dios entonces solo entonces seremos participantes de la naturaleza Divina, y seremos hijos imitadores de Jesús.
¿Ahora somos falsos o somos verdaderos al profesar el amor de Dios?
1ª Pedro 2:10. Efesios 5:1-2. Colosenses 3:12.
Mateo 5:44-48. 1ª Juan 4:8.

1ª Corintios 3:13. Debemos conservar y demostrar en nuestra vida estas tres cosas.
LA FE: es mantener la confianza en Dios haciendo todo lo que él nos pide, y así él nos ayudara en todo momento a salir de nuestras dificultades cualesquiera que sean.

LA ESPERANZA: es saber y tener la seguridad de que el vendrá por los que lo esperamos, así que debemos mantenernos en obediencia para cuando el venga no quedarnos.
1ª Juan 3:3. 1ª Pedro 1:22-23.

EL AMOR: Es vivir en consagración a Dios, y teniendo afecto, compasión, y entrega para con todos.
Al vivir esforzándonos por cumplir estas cosas que nos ha enseñado Dios a través de su hijo Jesús obtendremos el fruto del Espíritu Santo.
Que es la manifestación de que el Espíritu de Dios ya habita en nosotros.
Porque todos tenemos parte de su Espíritu que es el que nos dio vida, y el viene a nosotros y nos da gozo cuando le buscamos y le alabamos con adoración, pero eso no indica que habite en  nosotros, solo nos visita pero él quiere morar en nosotros por eso nos pide que vivamos de una manera diferente a lo que vivíamos antes de conocerlo, de lo contrario no podrá morar en nosotros, y si no mora en nosotros no podremos ser guiados por su Espíritu.
Conozcamos el significado de cada cualidad del fruto de su Espíritu.

LAS NUEVE CUALIDADES DEL FRUTO DEL ESPÍRITU SANTO.

PRIMER CUALIDAD AMOR: es la manifestación de que el Espíritu de Dios ya habita en nosotros, y toma control de nuestra vida para ayudarnos a vivir en amor y santidad.
Se define como un sentimiento donde se da afecto sin importar el trato que nos den, es desinteresado solo lo hacemos porque hemos comprendido que así estamos junto a Dios.
1ª Corintios 13:4-8. Salmos 69:7.
Juan 3:16-17. Juan 13:35. Lucas 11:42.
SEGUNDA CUALIDAD EL GOZO: este gozo no es un gozo carnal  que depende de circunstancias favorables a nuestra humanidad.
No depende de la aceptación de las personas.
No depende de tener buen empleo, ni buena casa, ni buen carro, o buena salud.
¡NO! Este es el gozo que produce el saber la verdad que nos permite conocer Cristo.
Es el gozo de haber sido escogidos por Dios para ser parte de su Reino. Lucas 2:10-11.
Es el gozo de recibir el regalo de la vida eterna.
Isaías 55:3.
El gozo de tener consuelo en momentos de sufrimientos. Isaías 61:2,4,7.
El gozo de tener la seguridad de no morir en la eternidad. Hechos 13:34.
El gozo de poder mantener comunión con el Jesucristo. Filipenses 1:4-6,14-18.

Romanos 12:2.  Nuestro gozo no debe ser enfocado en lo que se pueda tener, sino en que ahora tenemos la promesa de Dios de ayudarnos a soportar todas las aflicciones de este mundo, con él los sufrimientos serán pasajeros, y los momentos alegres serán más duraderos.

Y el de tener la plena seguridad de que todo esto será pasajero porque nuestra ciudadanía no está aquí en la tierra, este gozo nos mantiene pendientes porque en cualquier momento Dios nos llevará con él, y cuando mantenemos bien claro esto, entonces todas las cosas que este mundo ofrece pasan a ser de segundo plano.
Lucas 24:52.  Juan 16:20,24.
Hechos 2:28. Hechos 20:24.

SEGUNDA CUALIDAD LA PAZ.

Esta paz no indica que no haya contrariedades, ¡NO! Por lo contrario esta paz está describiendo la paz interior, que a pesar de las circunstancias y sufrimientos no nos quita la tranquilidad y armonía en nuestro interior, y pasa de  sufrimiento a ser una simple aflicción pasajera.
La cual se reflejara en nuestro exterior mostrando serenidad y calma, y nos permite tener confianza en el Señor. Hechos 9:31.
Esta paz nos permite mantenernos unido al Espíritu de Dios. Juan 17:21-23.
Salmos 37:11.
Sin esta paz es imposible mantenernos unidos al cuerpo de
 Cristo. Filipenses 4:36. Proverbios 7:14.
Con esta paz podremos servir a Cristo para la mutua edificación. Romanos 14:17-19. Isaías 26:3.
Solo la llenura del Espíritu Santo nos podrá mantener en paz los uno con los otros. Marcos 9:42-45.
Lucas 14:34-35. Lucas 8:48;11:21 colosenses 3:15.

TERCERA CUALIDAD. ¨PACIENCIA¨
Esta cualidad se refiere la paciencia bajo pruebas, expresa
paciencia Ante la adversidad alterarse, capaz de padecer o soportar algo sin alterarse, es saber esperar cuando algo se desea mucho;
Es la tolerancia, de consentir la falla de otros,
Es la capacidad de perseverar en un intento después de un fracaso.

PROVERBIOS 25:15 el que tiene paciencia aplaca al que es
A iracundo.
HECHOS 26:3 debemos tener más paciencia para oír a los demás hasta poder entender lo que nos dicen, para no mal Interpretar las cosas.

ROMANOS 5:3-4;8:25 necesitamos paciencia para soportar
Las  pruebas y tribulaciones.
2º CORINTIOS 6:4 como ministros debemos tener paciencia.
EFESIOS 4:2 necesitamos paciencia para poder soportarnos

2º TESALONICENSES 1:4 debemos gloriarnos en Dios para recibir
De él la paciencia que necesitamos con la iglesia de Dios.
CUARTA CUALIDAD ¨BENIGNIDAD¨
Se describe como un carácter dulce de temperamento y está ligado a la bondad.
Es tratar a los demás con cariño con gusto.
Todo lo contrario al maltrato.
Usted no puede esperar un buen trato si usted trata mal, esto es un patrón de conducta.

El buen trato abre puertas, genera nuevas oportunidades;
Permite hallar gracia ante los ojos de los demás, hay personas que pueden ser irritables en su trato y que siempre desalientan A los demás.
Curiosamente después se preguntan porque sus hijos o familiares Se alejan de ellos.
Este atributo facilita la relación con las demás personas por más difícil que se presente la situación.
PROVERBIOS 15:1.

2º TIMOTEO 2:24  Expresar amabilidad y afecto en el trato con los demás.
MARCOS 10:13-16.
Este atributo es algo necesitamos todas
Las personas, pobres, ricos, niños, ancianos.

ROMANOS 2:4 la benignidad de Dios nos va guiando hasta el arrepentimiento.

QUINTA CUALIDAD ¨BONDAD¨
Este carácter o cualidad es muy parecido a la benignidad
Es ser generoso con alguien aunque no
Se lo merezca, en cambio de ser envidioso
TITO 3:4-5.
2º CORINTIOS 8:1-3 esta clase de bondad es
Aquella que da con agrado y abundancia dejando de lado la mezquindad.
ROMANOS 11:22 la bondad de Dios es para con los que le obedecen.
ROMANOS 15:14 para corregir a otro debemos hacerlo con
El conocimiento y bondad para ayudar a salir del error.

2º TESALONISENSES 1:11 debemos cumplir con nuestro
 señor en ser bondadosos.
Las bondades la medicina para el propio corazón y para la sociedad contra el enojo la malicia, la amargura, la gritería.

EFESIOS 4:32 debemos ser bondadosos
Unos con otros; la generosidad y misericordia es algo que se
 necesita, para vivir en comunión.

FILIPENSES 4:15 siendo gentiles y amables.

SEXTA CUALIDAD: LA FE
La fe producía por el espíritu, es la cualidad de
Depender de Dios, produce confianza en Dios y a la vez nos
Lleva a ser fieles y leales a Dios en obedecerlo en todo.

Esta fe, no es creer que por medio de Dios puedo llevar a cabo mis propios deseos,
¡No¡ esta clase de fe producida por el espíritu santo, en las
que me lleva a ser fiel en obedecerlo en todo lo que me toque
Por defender mi amor y comunión con él.
Me da fuerza para renunciar a mis propios deseos y renunciar a mis propios deseos y a renunciar a mis argumentos
De lo que a mí me parezca o no, si no lo que Dios quiere ver en mí.
Tito 2:10-14 debemos ser fiel en todo lo que nos pide renunciar a todo deseo mundano y purificarnos por medio de la obediencia.
1º CORINTIOS 4:17la fe se muestra, siendo
fiel en obediencia, y si yo soy fiel al señor no lo defraudo y tampoco defraudare a mi prójimo.
EFESIOS 6:21 esta fidelidad permite que se puedan delegar responsabilidades en aquel que es fiel y obediente a Dios. 1ºTIMOTEO 1:12 2º TIMOTEO 2:2.

HEBREOS 11:1-40 la fe de la que trata o nos da el espíritu santo veamos por estos testimonios que se trató de los que tengamos fe.
Significa creer que tenemos obedecer para agradarlo, y servirle en obediencia.

No usar la fe de que él me va a servir dándome lo que yo le
 pido usamos la fe o buscamos creer en sus promesas, solamente creemos en sus ofrecimientos.
Pero creemos en que debemos cumplir lo que nos pide a nivel personal en cuanto  a renunciar a la vida y pensamiento e intereses del mundo.
No estamos creyendo necesario marcar la diferencia entre lo
 del mundo y nosotros como pueblo escogido para ser deferentes en costumbres, modales vestuario, principios, intereses, expresiones de lenguaje, todo diferente a los que no conocen a Dios.

Hebreos 11:6.  Si no nos parece importante ni necesario creerle a Dios que debemos apartarnos de las cosas que él nos dice y nos pide entonces no lo podremos agradar.
Y el que él nos haga favores todos los días y cada vez que se lo pidamos no quiere decir que estemos agradándolo, pues él nos dice en su Palabra que el prometió ayudar a buenos y a malos o sea a obedientes y a desobedientes y a todo el que se lo pida. Mateo 5:45.

SEPTIMA CUALIDAD: MANSEDUMBRE.
MATEO 11:29. La mansedumbre no tiene nada que ver con la debilidad o la falta de coraje.
La mansedumbre es una mescla de fuerza y gentileza, esta cualidad nos sirve para saber sobre llevar las situaciones donde nos defraudan, sabiendo amonestar o hacer un reclamo calmadamente sin ofender ni discutir, soportando la agresividad de los demás confrontando la verdad sin ningún resentimiento ni enojarnos.
Efesios 4:26. Podemos enojarnos pero no ofender a nadie.
Marcos 11:25-26.  Un acto de mansedumbre es el perdonar.
Gálatas 6:1-4. Ayudar a otro a ver su error con cuidado de ofenderlo.
1ª Corintios 4:21. Sabiendo que como tratemos a otros así seremos tratados.
Sofonías 2:3. Hagámoslo con mansedumbre para que Dios igualmente detenga su irá contra nosotros cuando por descuido también caigamos.
2ª Timoteo 2:25. Cuando queramos corregir a alguien que
este oponiéndose a la verdad de Cristo, hagámoslo de forma respetuosa y con sabia mansedumbre, no con altanería, para que la persona pueda entrar en razón.

Tito 3:2. Debemos ser amables en todo tiempo.
Santiago 1:21;3:13. Todo lo debemos hacer con gentileza
pero firmes en lo que decimos o hacemos para defender la verdad.

1ª Pedro 3:15. Debemos estar preparados para dar a conocer y hacer cumplir la verdad de Cristo pero sin altanería.

OCTAVA CUALIDAD: LA  TEMPLANZA.
Es una parte básica del dominio propio, significa controlar y dominar las emociones e impulsos carnales, no solo absteniéndonos de hacer lo malo, sino también esforzándonos para obedecer lo que debemos hacer para cultivar la comunión con Dios. 1ª Pedro 2:11-12.

Poder ejercer dominio propio en uno mismo es en efecto una gracia extraordinaria y admirable donde se controlan muchos hábitos egoístas.
Donde se ejerce dominio sobre el yo exterior para juzgarlo y controlarlo para que no actué independiente del Espíritu de Dios, ni se niegue a hacer la voluntad de Dios.
Filipenses 4:13.  Recordemos que todo lo podemos hacer con la ayuda de Dios si queremos.
Isaías 64:7. Solo debemos invocar su nombre y pedirle que nos ayude a resistirnos a nuestra debilidad.
2ª Timoteo 1:17. Dios nos ha dado dominio propio solo debemos ejercitarlo para desarrollarlo.
1ª Pedro 1:13-25. Debemos practicar el sujetar en obediencia nuestros pensamientos, sentimientos, emociones, e impulsos aceptando  la realidad que es la verdad que Dios nos ha dado a conocer,  y así recibiremos el poder de dominar nuestro yo, y vivir dando prioridad a lo que a Dios le agrada, porque es para mí bien.

2ª Pedro 1:5-11. Cuando ya tenemos conocimiento de lo que es pecado y de que es lo que debemos hacer para poder entrar en el Reino de los cielos, es nuestro deber esforzarnos en dominar nuestro yo exterior y sujetarlo a la voluntad de Dios y negarnos a los deseos de la carne.
Salmos 119:33-40.  Debemos clamar todos los días y cada segundo a Dios que nos ayude a entender más este camino para poder vivir en él.

HEMOS LLEGADO AL FINAL DEL TEMA DE CONOCER A
 DIOS Y COMRENDER SU AMOR.
Juan 17:3. Hemos finalizado la primera etapa de la doctrina de conocer bien a nuestro Dios y su voluntad.

La mayoría de los que profesan seguir a Cristo creen que solamente con leer la palabra de Dios y conocer su contenido es suficiente.
Aunque estas personas pueden ser sinceros, ellos están siendo engañados por el dios de este mundo, quien ha usado falsos ministros para sembrar en cada creyente un conformismo espiritual y quedar así estancados sin crecimiento en el conocimiento de realmente quien es Dios y comprender el significado de su forma de amar y no logran llegar a la madurez espiritual. 2ª Corintios 11:13-15.  

2ª Corintios 4:4. La incredulidad a la que se refiere aquí este mensaje es que muchos creyentes están engañados por el maligno diciéndoles en sus mentes y en muchas predicaciones que no es necesario vivir al pie de la letra lo que dice las sagradas escrituras, les hace creer que eso es fanatismo y se engañan así mismos creyendo que a Dios se le puede negociar que cosas se le pueden  obedecer y que cosas no se le pueden obedecer. Apocalipsis 12:9.

En lugar de permitirle a Dios que nos guie a la verdad conociéndolo por medio de su Palabra y con el descernimiento que da su Espíritu, la mayoría de las personas leen cualquier cita de la biblia y asumen cualquier significado o interpretación a la ligera, y no piden a Dios que les ayude a discernir espiritualmente su palabra y a aceptarla como voluntad de Dios para obedecerla.
Santiago 1:22-26.
La Palabra de Dios dándole el significado espiritual es para
 purificar nuestra alma por medio de la obediencia de su Palabra, este proceso es necesario porque nos ha escogido para llevarnos a su Reino, pero debemos ser un pueblo santo apartado de toda contaminación de este mundo, dejando atrás sus costumbres proyecto e ideales.
Y vivir las nuevas costumbres, e instrucciones que Dios nos da a conocer en su Palabra, su Palabra es Espíritu y es viva así que debo crecer en el conocimiento de su voluntad y llenarme de su Espíritu para recibir vida y sabiduría para poder amar a Dios sobre todas las cosas y amar a mi prójimo sin fingimiento.
1ª Pedro 3:21. El bautismo en agua nos salva para
 resurrección de una nueva vida pero no nos quita las costumbres y los hábitos del mundo, por eso necesario purificar nuestra alma que es la parte de nuestros pensamientos y costumbres, donde esta nuestra voluntad, y solo se consigue por medio de la obediencia, dejarnos en su mano poderosa y luchar contra nuestras costumbres.
1ª Pedro 1:22. 1ª Juan 3:3. Efesios 4:21-32.
Efesios 5:1-20.

¡EL SEÑOR NO TARDA, SOLO ES PACIENTE!
Aunque muchas veces pensemos que Cristo tarda su
Promesa, lo cierto es que no es así. Y no tardará
Hebreos 10:37.  La Biblia dice que solo dentro de un poquito el que ha de venir vendrá. A nosotros aun los creyentes, hay veces que nos parece mucho tiempo y mucha la tardanza, especialmente cuando estamos pasando por tiempos difíciles.
Apocalipsis 6:9-10.
El apóstol Pedro nos escribe: "El Señor no retarda su promesa, según algunos la tienen por tardanza, sino que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno se perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento" 2 Pedro 3:9.
Dios no tarda por tardar, El solo está dando tiempo para que todos vengan al arrepentimiento. Además, la Biblia también nos dice que "para con el Señor un día es como mil años, y mil años como un día" 2 Pedro 3:8.
Lo que para nosotros parece un largo tiempo para
Dios no es nada, pues para el no existe el tiempo, solo el presente.
Jesús hablando a sus discípulos les habló del siervo fiel y prudente al cual el Señor pondrá sobre todos sus bienes. Pero también habló acerca de un siervo no prudente. En Lucas 12:45-46 dice: "Mas si aquel siervo dijere en su corazón: Mi Señor tarda en venir…vendrá el Señor de aquel siervo en día en que este no espera y a la hora que no sabe, y le castigara duramente, y le pondrá con los infieles."

EL QUE ESPERA DEBE ESTAR PREPARADO Cuando era
niña mi tío quedo de llevarme de paseo así que me dijo que debía estar lista a las cinco de la mañana. Aquella noche dormí muy poco.
Me acosté pensando en si iba poder levantarme tan temprano y estar preparada cuando me viniera a recoger. Pues él había dicho que no esperaría por nadie. Que si no estaba lista me quedaba.
Aquel día me levanté como a las cuatro de la mañana. Yo no quería perderme el viaje, ni que me dejaran. Cuando mi madre oyó que yo estaba despierta tan temprano, me dijo que era muy temprano, que me volviera a acostar, pues no íbamos a gastar tanto tiempo en alistarme. Yo me enoje con mi madre, yo quería quedarme despierta pero ella insistió que me fuera a dormir y que ella me indicaría el momento de levantarme. Para tristeza mía, antes de la cinco de la mañana llego mi tío a recogerme, pero yo estaba en la cama. Mi madre les pidió que esperaran solo un momento y que yo ya saldría. Ellos no esperaron y se fueron. Yo no estaba preparada a la hora que se había establecido.  Yo nunca olvidaré esta experiencia. Será una enseñanza para mi toda mi vida. De igual manera Dios espera que todos los que esperan la segunda venida de Cristo estén preparados en todo tiempo. Estar preparado significa estar vestidos, estar en obediencia a su voluntad. El apóstol Pedro una vez más nos escribe:
"Por lo cual oh amados, estando en espera de estas cosas, procurad con diligencia ser hallados por él sin mancha e irreprensibles, en paz. Antes bien, crece en la gracia y el conocimiento de nuestro Señor Jesucristo" 2 Pedro 3:14,18.  (1ª Tesalonicenses 5:2; 4-6).
El estar preparado es lo más importante de la
espera. Estar preparado no tiene que ver con lo que estoy haciendo (Mateo 7:20-23).
Es posible estar haciendo muchas cosas que parezcan ser buenas y bien pudieran serlo. Predicar no es estar preparado, ayudar a otros no es estar preparado, ir a la iglesia no es estar preparado, sanar enfermos no es estar preparados, echar fuera demonios no es estar preparado. Entonces:

¿Qué es estar preparado? De acuerdo al apóstol Pedro, estar preparados es sinónimo de estar sin pecado, estar en paz, y estar creciendo en el amor y el conocimiento de Cristo. El apóstol Pablo nos dice que estar preparados es andar en luz.
Si cada día no crecemos en nuestra relación con Cristo, si cada día no le conocemos mejor, si cada día nuestra intimidad con el no aumenta, si cada día nuestra paz con él y con todos no aumenta, no estamos en luz, y no estamos preparados, no Importa todo lo que estemos haciendo.

FUNDACION Y FUNDAMENTO
1. ­¿Quién fundó la Iglesia cristiana? Mateo 16:16‑18
2. ¿Quién es el fundamento de la Iglesia? Efesios 2:20

ORGANIZANON DE LA IGLESIA
3. ¿Quiénes son los dirigentes de la Iglesia
4.­ ¿Cuál es la misión de la Iglesia? Mateo 4:23
5.­ ¿Cómo debe gobernarse la Iglesia? Hechos 6:1‑4

CARACTERISTICAS DE LA IGLESIA VERDADERA
6. ¿Qué ejemplo debe seguir la Iglesia? Juan 13:15
7.­ ¿Cuál será la norma de conducta de la Iglesia? Apocalipsis 12: 17
8. ¿ Qué don poseerá la Iglesia ? Apocalipsis 19:10
Cristo es el verdadero fundamento dela Iglesia (Efesios 2:20).
Nadie puede poner otro fundamento (1 Corintios 3:1 1).

La Iglesia y sus dignatarios.
Cristo es la cabeza de la iglesia (Efe. 1:22).
 Lista de las autoridades (Heb.4:11,12).
Calificaciones de los ministros (1 Tim. 3:1‑7; Tito 1:7‑9).
 Los diáconos y sus calificaciones (1 Tm. 3:8‑13).
 Las diaconisas (1 Tim.3:11).
Los miembros se llaman entre sí “hermanos” (Mat. 23:8‑9).

Ritos de la Iglesia.
1 ) Bautismo por inmersión. (Mateo 3:13‑17).
2) Santa Cena o Comunión,(1 Cor. 11:23‑29).
3) El lavamiento de los pies (Juan 13: 4‑17).
4) Imposición de las manos para ordenar a ministros o diáconos (Hechos 6:1‑ó).
 5) Unción de enfermos (Santiago 5:14,15).
6) Santo matrimonio (Mateo 19: 4‑6).
 La misión de la Iglesia.
 Ser columna y baluarte de la verdad (1 Tm. 3:15).
 Ser pura y santa (Efe. 5:27).
Predicar el Evangelio (Mat 24:14).

LA IGLESIA CRISTIANA
La iglesia fue fundada por Jesús. La palabra “iglesia” proviene del griego Ekklesia, y significa: “Asamblea o congregación”. Es un conjunto de seres humanos que creen y obedecen a Jesús y su doctrina.

EL GRAN DRAMA DE LA IGLESIA
Durante el primer siglo, la Iglesia se mantuvo fiel a la doctrina genuina de Jesús. Sin embargo, comenzaron a introducirse herejías y graves errores, a los cuales los apóstoles habían llamado seriamente la atención (Rom. 1:21,22,25; 2 Ped. 2:1,2;Tto 1:14; Col. 2:8).
 Los errores abarcaban doctrinas capitales y también alteraban la forma de gobierno de la Iglesia. De tal manera que la “verdad fue echada por tierra” (Dan. 8:12). Tal situación desventurada duraría 1.260 años (Dan. 7:25; Apoc. 12:6,14, 13:5) o sea, desde el año 538 hasta el año 1798. Después de ese largo período de oscuridad espiritual, la verdad resurgiría gloriosamente para ser predicada en forma de triple mensaje (Apocalipsis 14: 6‑12).

CARACTERISTICAS DE LA IGLESIA VERDADERA
La iglesia verdadera debe poseer la fe de Jesús (Apoc. 14:12).
 Respetará los mandamientos de la ley de Dios (Apoc. 14:12).
Tendrá la manifestación visible del espíritu de profecía (Apoc. 19:10).
 Respetará el dia de reposo del Señor (Exe. 20:8‑11).
 Se guiará en todo por lo que dice la Santa Palabra de Dios (2 Tim. 3:16).
Sustentará un dinámico y triple programa de evangelismo ( Mateo 4:23).
 Anunciará el juicio inminente (Apoc. 14:7).
 Predicará con poder acerca de la segunda venida de Jesús (Tto 2:13).

LAS NORMAS CRISTIANAS
1. ¿Cómo considera Dios el cuerpo humano? 1 Corintios 6:19‑20.
2. ¿En qué dos aspectos de la salud se interesa Dios? 3 Juan 2.
PRINCIPIOS DE SALUD
3. ¿Cuál es el principio básico en la alimentación? 1 Corintios 10:31
5.­ ¿Por qué prescindimos de las bebidas alcohólicas? Proverbios 20:1
6. ¿Por qué no conviene usar tabaco, te, café y bebidas estimulantes?
1 Corintios 3:16‑17.

NORMAS DE VIDA
7. ¿Cómo debe ser el arreglo personal? 1 Timoteo 2:9‑10.
8.­ ¿Por qué no asistimos a espectáculos inconvenientes? 1 Juan 2:15‑17
¿QUE DEBO HACER?

1.‑ Procurar vivir una vida cristiana perfecta  Mateo 5:48
2.‑ Seguir en todo el ejemplo de Jesús 1 Juan 2:6

ESTUDIO ADICIONAL •
 Iglesia pura y sin mancha. Somos linaje escogido (1 Pedro 2:9).
El cristiano está en el mundo pero no es del mundo (1 Juan 2:15‑17; Santiago 4:4).
 La iglesia debe ser santa y sin mancha (Efesios 5: 25‑27).
 Debe ser un ejemplo para el mundo (Mateo 5:16).
Hay que abstenerse de lo malo (1 Cor. 9:25‑27).
 Cristianismo dinámico. El cristiano es integro (Sal.15:1 ‑5).
 Es honrado en sus transacciones comerciales (Prov. 20:10).
Sus pensamientos son elevados (Filip. 4:8).
Tiene cuidado con las palabras (Efe. 4:25,29).
Evita los frutos de la carne y practica los del Espíritu (Gál. 5:19‑26).

 Modestia cristiana.
Se recomienda la modestia (1 Tim. 2:9,10).
Prescindir de adornos exteriores superfluos (Isa. 3:18‑23; Gén. 35:1‑4; Jer. 4:30).
 La verdadera hermosura emana de una vida consagrada a Dios (Proverbios 31 :30).

EL CRISTIANO Y LA SALUD
Al rendir culto a Dios lo hacemos con nuestro espíritu y nuestro cuerpo; por lo tanto ambos deben ser irreprensibles (1 Tes. 5:23). Por otra parte, Dios considera nuestro cuerpo un templo (1 Cor. 6:19). Cualquier atentado contra la salud del cuerpo es un pecado grave ante Dios (1 Cor. 3:16,17). “Nuestros cuerpos deben ser mantenidos en la mejor condición física y bajo la influencia más espiritual... Aquellos que acortan sus vidas por descuidar las leyes de la naturaleza, están robando a Dios” Un principio destacado en la vida del cristiano es la temperancia (Lucas 21:34).

EL USO DE LA CARNE
No era el plan de Dios que se consumiera carne. El régimen dado por el Señor era natural (Génesis 1:29). Se concedió permiso provisional para comer carne debido al diluvio (Génesis 9: 3). Siendo que el hombre se acostumbró al régimen carnívoro, Dios indicó en forma específica las carnes inconvenientes. Tales indicaciones se encuentran en el libro de Levítico en el capítulo once. En general las prescripciones son las siguientes: Carne: Se puede comer la de animales que tengan pezuña hendida y rumien. Si falta una o las dos características no se debe comer su carne. Peces: Se pueden consumir los que tienen aletas y escamas. Aves: No se deben comer las aves de rapiña. La Biblia prohibe terminantemente el uso de la sangre como alimento (Lev. 17:13‑14).

ALCOHOL Y TABACO
La Santa Escritura recomienda la abstención total de las bebidas alcohólicas (Prov. 23:20; 20:1; Isa.28:7; Luc.1:15; 1 Cor. 6:10; Efesios 5:18). El tabaco no se conocía en los tiempos bíblicos. Es originario de América. Sin embargo, su uso se ha propagado por todo el mundo. Tanto el hombre como la mujer, los jóvenes y los niños caen presa de ese vicio. Cada cigarrillo contiene alrededor de 35 venenos. La ciencia médica advierte contra los terribles efectos del tabaco. Afecta las arterias que nutren el corazón, los pulmones, el olfato, el estómago, la vista. Está comprobada la relación del hábito de fumar con el aumento del cáncer. Todo aquel que desea ser un buen hijo de Dios, debe limpiarse de este terrible vicio (2 Tim. 2: 21). Asimismo, contienen drogas y venenos el café, el té y el mate.

JESUS, NUESTRO EJEMPLO Y NUESTRA FUERZA
La vida cristiana es una lucha constante. El secreto del triunfo consiste en seguir las pisadas de Jesús(1 Pedro2:21). Requiere espíritu de sacrificio (Lucas 9:23; 1
Corintios 9:26‑27), y la renuncia a costumbres indebidas (Tito 2:1213). Se necesita una reforma de los hábitos (Romanos 12:2).


PASOS EN LA VIDA DE UN CREYENTE EN
DIOS.
Este es un proyecto evangelistico para preparar al hombre en su relación con Dios.
Este es el principio de las buenas noticias de Cristo, enviar un mensajero para preparar el camino del señor. Marcos 1:1-4.

Muchos hablan del evangelio pero muy pocos saben lo que verdaderamente significa.
En la biblia podemos encontrar la respuesta a esta pregunta y muchas más.
La biblia es el manual de convivencia de todo aquel que dice ser de Cristo, y que cree en él.
Esto te escribo para que sepas cómo debe comportarse uno en la familia de Dios. 1ª Timoteo 3:14-15.

El evangelio también nos cuenta cuál es el plan espiritual que tiene Dios para que el hombre pueda heredar el Reino de los cielos.
Las escrituras pueden enseñarte y llevarte a la salvación por medio de creer en lo que Jesucristo nos enseña. 2ª Timoteo 3:15-17.

Muchos dicen creer en Dios y amarlo, pero no saben o que verdaderamente significa amar.
Como van a creer sino han oído de él. Romanos 10:14.
El que dice que ama a Dios debe vivir como Jesucristo vivió. 1ª Juan 2:3.6, 9-11.

Todo hombre para conocer a Dios debe pasar por un proceso, y así poder amarlo realmente, y saber en qué es lo que debe creer. 
Busquen el camino que conduce a Dios. Jeremías 6:16.
Entren por la puerta angosta. Mateo 7:13-14.
Acepten las enseñanzas de Jesús y aprendan de él. Mateo 11:28-30.
Él es la puerta el que por él entre se salvará. Juan 10:7, 9, 11, 26-28.
Él es el camino la verdad y la vida. Juan 14.1-2,6-12.
Todo el que anda con Jesús da frutos de obediencia. Mateo 7:15-27.

1.   PRIMER PASO:
Soy simpatizante
Es aquel que cree que existe un Dios, pero no le interesa conocerlo.
Tú crees que Dios es uno, bien lo haces, pero sino obedeces no te sirve de nada. Santiago 2:19,20
No todos los que dicen que Jesucristo es su Señor entraran en el Reino de los cielos, sino el que haga la voluntad del Padre que está en los cielos.  Mateo 7:21-23
No hay quien quiera conocer a Dios. Romanos 3:11-12.
Dicen conocer a Dios pero con sus actos lo niegan. Tito 1:16.


2.   SEGUNDO PASO:
Soy simpatizante asistente

Asisto a las reuniones para conocer a Dios, y su plan para salvar al hombre.
Venían para oír la palabra de Dios. Lucas 5:1.
Todo hombre sea pronto para oír. Santiago 2:19.
Para creer debo oír, la palabra de Dios.  Romano 10:14,17.

¿Y qué es lo que debo escuchar?
R= el evangelio del Reino de Dios.
Vuélvanse a Dios porque el Reino de los cielos se ha acercado. Mateo 4:17-23.
Pongan toda su atención en el Reino de los cielos, y en hacer lo que es justo ante Dios, y él se encargara de suplir toda necesidad que tengan. Mateo 6:31-33.
El tiempo se cumplió y el Reino de Dios está cerca, vuélvanse a Dios y acepten sus buenas noticias y créanlas. Marcos 1:15.
Porque el Reino de Dios no es cuestión de lo que comemos o bebemos, sino de vivir en justicia, paz, y alegría por medio del Espíritu Santo. Romanos 14:17-18.
El Reino de Dios es el amor, Vivir en amor es saber soportar, ser bondadoso, y no tener envidia. 1ª Corintios 13:1-13.
Estas buenas noticias tienen el Poder de Dios para salvar a todo el que lo cree y lo acepta. y nos muestra como Dios nos hace justos.  Romanos 1:1-5.16-18.

¿QUÉ ES SALVACIÓN?
Dios quiere que sepan que el perdona sus pecados y les da la salvará. Lucas 1.77-79.
Pues Jesús vino a buscar y salvar a los perdidos. Lucas 19:10.
Pues Jesús es Dios manifestado en carne que se ofrece como  el cordero que quita el pecado del mundo. Juan 1:14,29.
“lo que nació fue la carne y es a lo que Dios le llamo Hijo”
El Padre y Jesús son el mismo. Juan 10:30.
Y nos amó tanto que dio a su unigénito Hijo para que le creamos y así no muramos y tengamos vida eterna en él. Juan 3:16-21.
Dios hablo el mensaje de paz, por medio de Jesucristo, que es el Señor de todos. Hechos 10:36-38.
Despreciado y desechado por todos. Isaías 53:1-12.
Lo hizo porque el delito de desobediencia de Adam dejo bajo condenación a todos los hombres, entonces así también el acto justo de Jesucristo hace justos a todos los hombres para que tengan vida.  Romanos 5:18-21.
Así como por causa de un hombre vino la muerte, así también por causa de un hombre viene la resurrección de los muertos esto es en Jesucristo. 1ª Corintios 15:20-24.
Grande es Dios, se mostró en carne, reconocido en el Espíritu, lo vieron los ángeles anunciado a las naciones, creído en el mundo y recibido arriba en gloria.1ª Timoteo 3:16.
Jesús fue de carne y sangre para derrotar con su muerte al que tenía el poder para matar. Hebreos 2:14-15.
Hechos 17:24-25, 30-31.
¿QUÉ ES PECADO?
R= pecado es todo acto de desobediencia a la voluntad de Dios.
Juan 8:34-36. El que hace pecado esclavo es del pecado.
Juan 5:14.no pequen más para que no les venga algo peor.
Juan 15:22-23. Sino les hubiera hablado no tendrían pecado
Juan 16:9. Su pecado es por cuanto no creen en mí.
Romanos 3:10-12,23. No hay justo, ni uno.
Filipenses 2:21. Porque todos buscan lo suyo propio
2ª Corintios 5:5-6, derribando todo argumento contra Dios
1ª Corintios 6:9-10. Lo injusto no heredaran el Reino de..
2ª Corintios 5:10. Es necesario que todos comparezcamos
Hebreos 9:27. Que mueran y des pues el juicio
Mateo 13:40-43,49-50. A los malos los echaran en el fuego
Mateo 25:31-46.el juicio de las naciones
Juan 5:28-29. Todos los que están en los sepulcros oirán su voz.
Romanos 6:16,23. Si te sometes como esclavo al pecado moriras
Apocalipsis 21:8. Si vienes a mi te daré vida, pero los cobardes

¿LLAMADO PARA ENDERESAR NUESTRO CAMINO Y VOLVER A DIOS?
Hechos 17:30. Llama a todos los hombres que se arrepienta
2ª Corintios 6:2. E aquí ahora el día de salvación
Apocalipsis 3:20-21.yo estoy a la puerta y llamo
Isaías 43:7,10-11,15.mi siervo que yo escogí para que me
Apocalipsis 21:6.yo le daré gratuitamente del agua de vida
Hechos 2:38-39.arrepentios y bautícese en el nombre de Je
Hechos 3:19. Arrepentíos y convertíos
Hechos 19:2-5. Los bautizado por juan fueron bautizado en.
Hechos 22:19. Qué esperas levántate y bautízate
Hechos 4:11-12.no hay otro nombre para salvación
Juan 10:30.el Padre y yo somos uno
Romanos 3:30.Dios es uno y él nos justificara.
1ª Corintios 8:5-7.solo hay un Dios del cual procede todo
1ª Timoteo 2:3-6.hay un solo Dios y un solo mediador..
Macos 16:16. El que creyere y fuere bautizado será salvo
Hebreos 11:6.sin fe no se puede agradar a Dios
Macos 1:4,7-8. Pero él os bautizara con Espíritu santo.
Mateo 3:11. Él os bautizara en Espíritu Santo…
Lucas 3:3,16. Él os bautizara con el Espíritu Santo.


2.   TERCER PASO:
Soy simpatizante creyente en Dios.
Es aquel que cree en  lo que la biblia, dice cree en Dios.
Y siente la necesidad de arreglar su relación con Dios para recibir salvación.
Hebreos 11:1-3,6-8.la fe es la seguridad de lo que no se ve
Hechos 17:11-12.recibian la palabra estudiando en las escrituras.
1ª Tesalonicenses 2:13.recibieron la Palabra creyendo que era de Dios
¿CÓMO ACTÚA LA PALABRA DE DIOS?
Juan 1:12-14.si lo recibimos seremos engendrados por la pa
Juan 3:3-6.nos dice que es necesario nacer de agua y esp..
Juan 14:12,21-24.si guarda su Palabra andará como él
Juan 15:22-24.sino nos hubiera hablado no tendríamos p..
Juan 16:8-13.nos convenció del pecado que había en nosot…
Filipenses 2:13.él es quien da el querer como el hacer
Romanos 7:7-24.quien nos salvara del cuerpo de pecado
Romanos 10:8-17.confesamos a cristo como salvador
Hechos 2:37,41.se compungieron Hermanos que haremos
Hechos 8:35-38.mando parar el carro y lo bautizaron
Hechos 19:2-6.deben obedecer a Jesús
1ª Pedro 1:22-23.habiendo purificado por la obediencia.

4     CUATO PASO:
SOY BAUTIZADO EN EL NOMBRE DE JESUS.
Pertenezco a la familia de Dios he muerto para el mundo y vivo para Cristo, soy templo del Dios viviente y asumo el compromiso de seguir creciendo en el conocimiento y entendimiento de lo que es bueno y agradable para Dios.
Romanos 6:3-6,12, 16-18,22-23.morimos con Cristo
Efesios 2:19-22.somos de la familia de Dios
Hechos 1:1-5.no alejarnos hasta recibir el Espíritu Santo
1ª pedro 2:2. Desead como niños la leche espiritual no adult.
Hechos 2:41-47.los que lo recibieron fueron bautizados
Mateo 26:26-28.participaron del pan espiritual en memoria
1ª Corintios 11:27-34. No tomar la cena indignamente
2ª Corintios 6:16-18; salid de en medio de ellos
2ª Corintios 7:1.limpiemonos de toda contaminación
Juan 3:3-6.el que no nazca de agua y espíritu no entrara..
Efesios:1:13-14. El Espíritu Santo son las arras de la herenci
Efesios 5:9-10. Produce el Fruto del Espíritu Santo
2ª Corintios 1:20-22.nos ha sellado y nos a dado las arras
1ª Pedro 1:3-4.para una herencia incorruptible
Mateo 6:5-15.orando y perdonando,
Isaías 26:20-21.orando a puerta serrada
1ª Corintios 4:20.porque el reino de Dios no son pala…poder
Mateo 7:7-12.lo que quieras que hagan contigo hazlo a los..
Lucas 18:10-14.el fariseo y el publicano
Mateo 6:16-18.cuantas veces hay que perdonar
Mateo 17:20-21.este género sale con ayuno y oración
Isaías 58:1-14.el ayuno verdadero
Mateo 4:1-11. La tentación de Jesús
Romanos 8:1,5-8,28-29.ninguna condenación los que viven
Gálatas 4:28-31.el de la carne persigue al del espíritu
Gálatas 5:13-25. Obras de la carne y del espíritu..
Gálatas 6.7-10.no se engañen Dios no puede ser burlado
Romanos 12.1-2.no se conformen a este siglo
1ª Corintios 13:1-13.la eminencia del amor
Efesios 4:3-6,11-16.guardando la unidad del Espíritu
Colosenses 3:5-25.la vida antigua y la nueva

5     QUINTO PASO:
SOY DUSIPULO DE JESUCRISTO.
Es aquel que sigue e imita a Jesús en todo, poniendo su vida en servicio a Dios, permitiendo que Dios haga los cambios necesarios, una entrega total y absoluta, negándose a sus propios deseos, sin buscar lo suyo propio.
Me preparo  para crecer en el espíritu y comprender más a Dios. Así Crecer en amor, y fe para con Jesucristo.
Mateo 16:24-27.si alguien quiere seguirme niéguese así…
Lucas 9:23-26.tome su cruz y sígame
Juan 3:30.es necesario que el crezca pero que yo mengue
Juan 12.24-26.si el grano no muere queda solo
Juan 15:1-17.Jesús la vid verdadera
Efesios 5:9-10.porque el fruto del Espíritu es bondad, justici
Hebreos 12.1-17,24-25,28-29.puesto los ojos.. disciplina
1ª Juan 2:3-6.abogado tenemos en Cristo para con el…
Romanos 8:1,5-8,13-14.viviendo en el Espírritu..
Romanos 12:1-2.presente tu cuerpo en sacrificio
1ª Corintios 13:1-13.la eminencia del amor
2ª Corintios 3:12-18.hablemos con la verdad
2ª Corintios 4:1-13.no adulterando la Palabra
Salmos 4:4-5.temamos y no pequemos
Gálatas 5:13-26.a liberta fuimos llamado pero no para pecar
Gálatas 6:1-10.si alguno peca restaurémoslo con mansedum
1ª Tesalonicenses 2:3-6.no hablemos para agradar a los ..
Efesios 4:21-32.dejando la pasada manera de vivir
Efesios 5:1-2.andad como hijos de luz
Colosenses 3:5-17.la vida nueva y la antigua
Santiago 1:19-27.hacedor de la Palabra
Nutriéndose crece con el crecimiento que da Dios. Colosenses 2:19
Ofreciendo ruegos y suplicas. Hebreos 5:7,12,14
vamos adelante a la perfección. Hebreos 6:1,7
cantando y alabando a Dios. Efesios 5:19-21

6     SEXTO PASO: 
EVANGELISTA:
Es aquel que se ha preparado y capacitado para que dios lo use, para dar a conocer el mensaje de salvación, y dar a conocer cuál es la voluntad de Dios como Padre, como Hijo, y en su Espíritu.
Participa siendo servidor de Dios, Colabora en sitios de células, devocionales congregacionales, y altar familiar, en las reuniones donde se rinde el culto al Señor.
Isaías 52:7.que hermosos son los pies de los que llevan el..
Jeremías 1:4-10.a todo lo que te envié tú ias
Mateo 28:19-20. id y haced discípulos
Marcos 6:7-13. Misión de los doce discipulos
Marcos 16:15-18.id por todo el mundo y predicad el evangel
Lucas 24:47-49.predicad el arrepentimiento en su nombre
Juan 20:30-31.todo quedo escrito para.. tengan vida en Je..
Juan 21:15-25.apacienta mis ovejas
Juan 17:1-26.esta es la vida eterna…
Hechos 1:1-5.no nos alejemos hasta que el espíritu Santo..
Hechos 18:11.un año y medio enseñando la Palabra..
Romanos 10:8-17.como invocaran a quien no han oído…
Romanos 15:20-21.me esforcé en predicar donde Cristo no.
1ª Corintios 9:16-27.no debo gloriarme al anunciar el evan.
2ª Corintios 5:19-20.Dios estaba en cristo estaba recon…
Efesios 5:9-20.no os embriaguéis con vino…
Efesios 6:10-18.ponte la armadura de Dios
Apocalipsis 2:10-11.no temas lo que te vendrá..
1ª Timoteo 4:12-16.ocupate en la lectura, y la exhortación..
1ª Timoteo 6:3-21.piedad y contentamiento
2ª Timoteo 4:1-8.predica la Palabra

7     SEPTIMO PASO:
PERSEVERO EN LA DOCTRINA Y LA SANTIDAD PARA CON DIOS.
Hemos llegado al último nivel del proceso de preparación en mi relación con Jesucristo, de aquí en adelante debo mantenerme vigilante no separarme de Cristo, y mantenerme “en santidad” apartado de las costumbres de este mundo para seguir agradando a Dios. Romanos 14:17-18.
Mateo 26:39.
Juan 18:11.debo pasar por los dolores que Cristo paso…
1ª Corintios 10:21.no puedes beber la copa y del Señor y..
2ª Corintios 7:1.limpiemonos de toda contaminación
Efesios 4:1-16.la unidad del Espíritu.
Efesios 5:1-2,26-27.andemos en amor
1ª Corintios 7:34.hay diferencia entre la casada y la soltera
1ª Corintios 10:31-33.hagamos todo para la gloria de Dios
1ª Corintios 11:1.sed imitadores de Cristo
Romanos 14:10-18.no juzgues por que el Reino de Dios es
Romanos 15:1-6,13-14.los fuertes soporten al débil
1ª Pedro 1:13-25.llamamiento a una vida Santa
Cantad a jehová. Salmos 149
Alegraos justos a jehová.  Salmos 33: 1-3

Sacrifica a dios alabanza. Salmos 50:14

No hay comentarios.:

Publicar un comentario